Mineras pequeñas exploran fuentes de efectivo

Ante la caída de los precios de las materias primas, luchan por conseguir financiación
Alistair MacDonald
John W. Miller
(0)
22 de agosto de 2012  

Un grupo de pequeñas y medianas mineras afronta una crisis de liquidez global, conforme los precios de las materias primas caen y los inversionistas y bancos se vuelven más exigentes a la hora de colocar su dinero.

Aunque menos conocidos que los pesos pesados de la industria minera, como Rio Tinto PLC y BHP Billiton PLC, estos pequeños actores forman una parte clave de la cadena de suministro de la minería.

Muchos de ellos son pequeños exploradores especulativos con poca o ninguna producción real. Sin embargo, las compañías más grandes las han utilizado desde hace mucho como equipos de exploración de prueba, comprándolos una vez que anuncian un gran hallazgo. Muchas otras empresas tienen producción real, que, en conjunto, pueden afectar la oferta y demanda globales.

Estas pequeñas mineras han disfrutado de un alza de su capitalización de mercado en medio de un auge de los commodities que lleva casi 10 años. Pero ahora, muchas de ellas están agotando el dinero que recaudaron en los mercados de capital y luchan por conseguir nuevos fondos para financiar sus operaciones ante la caída de los precios de los bienes básicos.

El año pasado, la pequeña minera de carbón sudafricana Miranda Minerals Holdings Ltd. se vio obligada a cancelar una emisión de acciones con derechos de suscripción preferente debido a la débil demanda de los inversionistas. Recientemente completó una nueva oferta, levantando unos US$817.000 que cubrirán sus costos por los próximos meses. Miranda, no obstante, necesitará más financiación este año, dice su presidente ejecutivo, Andrew Johnson. "Estamos en una situación precaria", reconoce.

Los mercados de bonos también son lugares donde es cada vez más difícil recaudar dinero. Las mineras de capitalización media HudBay Minerals Inc., de Toronto, y Coeur d’Alene Mines Corp., de Idaho, comenzaron hace poco a promocionar emisiones de deuda. Sin embargo, ambas suspendieron sus planes, citando la debilidad de los mercados.

Con los precios de algunos metales hasta un tercio por debajo de sus niveles del segundo trimestre de 2011, los inversionistas son más reacios a inyectar dinero. Los costos de la minería, entretanto, aún no han caído en consonancia con los precios de las materias primas, poniendo presión sobre el flujo de caja y atemorizando a los inversionistas hambrientos de ganancias.

En lo que va de este año, las mineras han recaudado US$10.400 millones en los mercados de capital globales, menos de un tercio de lo que recaudaron en el mismo período del año pasado y una cuarta parte de los niveles de 2009, según el proveedor de datos Dealogic.

"Los mercados de valores son muy duros con las empresas más pequeñas", asevera Fiona Perrott-Humphrey, asesora de minería de la firma de servicios financieros Rothschild Group, con sede en Londres. "Los inversionistas están preocupados por poner dinero en proyectos que no les están dando un retorno".

El Índice Diversificado S&P/TSX de Metales y Minería, que sigue un grupo de mineras en general de capitalización media, ha bajado casi 50% desde febrero de 2011. La caída de las valuaciones dificulta la recaudación porque las compañías tienen que vender acciones por menos dinero. También disuade a las empresas de emitir títulos.

Si las firmas no pueden levantar fondos, podrían verse obligadas a abandonar sus proyectos de exploración o dejar minas inactivas. Algunos analistas temen que se repita la drástica caída de la exploración que se vio a fines de los años 90. La sequía de financiamiento también lleva a los expertos a vaticinar una consolidación entre las mineras pequeñas y medianas.

"Si no consiguen fondos en los próximos meses, algunas de estas tendrán que contemplar alternativas, ya sea mediante la protección por bancarrota o a través de la consolidación", afirma Gilbert Chan, presidente de Nai Interactive Ltd., una firma con sede en Vancouver que pone a inversionistas chinos en contacto con mineras canadienses.

Algunas mineras más grandes y con más efectivo empiezan a ver las oportunidades.

"Nos fijamos en esas mineras menores que están sufriendo, necesitan fondos y cuentan con un socio operativo fuerte", dice Andy Davidson, director de relaciones con los inversionistas y desarrollo de negocios de Centamin PLC, una minera con sede en Londres que se concentra en la extracción de oro en Egipto. "Existen muchas oportunidades ahora mismo".

En medio de las restricciones, las mineras exploran nuevas formas de financiación. Un método cada vez más popular se conoce como "streaming", en el cual la minera ofrece una porción de la producción futura a cambio de efectivo por adelantado.

La venta privada de acciones a un gran inversionista también se ha vuelto popular, pero los términos son fijados con mayor frecuencia por el inversionista,

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.