Recalculando. Las grandes marcas salen a la ayuda de los pequeños comercios

Para las grandes marcas de consumo masivo los pequeños comercios representan su primer canal comercial
Para las grandes marcas de consumo masivo los pequeños comercios representan su primer canal comercial Fuente: LA NACION
Alfredo Sainz
(0)
29 de septiembre de 2020  • 18:28

El barrio está de moda. Con poca diferencia de tiempo, grandes marcas -Coca-Cola, Quilmes, Américan Express- anunciaron la puesta en marcha de distintos programas de asistencia y líneas de créditos que buscan ofrecerle algún tipo de asistencia para a los comercios de barrio, desde almacenes y quioscos hasta pequeñas boutiques y minimercados.

Detrás de estas iniciativas no se encuentra solo una súbita vocación filantrópica, sino un mecanismo de supervivencia. Las marcas líderes no quedaron al margen de la crisis económica y en la mayoría de los casos su negocio depende no tanto de las ventas de las grandes superficies (hipermercados o shopping centers) sino de los pequeños comercios.

"A pesar de lo que se cree la mayoría de nuestras ventas no pasan por las grandes supermercados, sino por los comercios de barrios, almacenes y pequeños negocios", preciso Mariale Alvarez, directora de Asuntos Públicos de Coca-Cola Argentina, que acaba de anunciar un ambicioso plan de inversión "Estemos abiertos", que contempla el desembolso de $770 millones en líneas de créditos para pymes y programas de asistencia. "Como una compañía de consumo masivo somos conscientes de que es muy difícil que a nosotros nos vaya bien si a la sociedad no le va bien", explicó Alvarez.

El programa contempla una línea de $100 millones para brindar ayuda a 25.000 pequeños comercios, con el reabastecimiento de mercadería y la reposición sin cargo de productos vencidos. Otros $560 millones se destinarán a la provisión y reparación de 10.000 heladeras y equipos de frío adicionales para los comercios, mientras que los restantes $100 millones se entregarán a través de un "aporte económico no reembolsable" a 500 dueños de almacenes y quioscos de las zonas más afectadas de Buenos Aires, Córdoba y Salta.

Quilmes es otra de las grandes marcas que se mostraron más activas en este campo. "Uno de los grandes desafíos desde el comienzo de la pandemia fue mantener activo todo nuestro ecosistema, que va desde la semilla hasta la botella: a nuestros más de 1000 productores de cebada; a las más de 5000 pymes que integran nuestra red de proveedores; nuestros clientes, muchos de ellos muy afectados por la pandemia; y nuestras comunidades, poniendo a disposición nuestra capacidad de hacer, nuestros recursos, nuestras materias primas, y todos nuestros conocimientos para pensar en soluciones que pudieran dar respuesta al contexto", explicaron en la marca líder del mercado cervecero.

Las acciones concretas que encaró Quilmes incluyeron la iniciativa "Ayudá a un restaurante", en la que las personas podían adquirir un voucher en alguno de los comercios adheridos para usarlos cuando volvieran a abrir sus puertas y la marca Stella Artois se comprometió a duplicar su valor (por ejemplo, un voucher de $100 se convierte en uno de $200, con el aporte de la marca).

Otra medida fue el llamado "préstamo cervecero" que consistió en una una línea de créditos en mercadería para almacenes; quioscos y autoservicios. "Como resultado de esta acción tuvimos la posibilidad de garantizar disponibilidad de stock a nuestros consumidores finales y lo más importante nos permitió estar presente en un momento sumamente difícil", explicaron en Quilmes.

A la lista de empresas que salieron al rescate de los pequeños comercios también hay que sumar a la tarjeta American Express, que acaba de relanzar su programa Shop Small. La iniciativa nació en 2010 en Estados Unidos, con el objetivo de apoyar a las tiendas independientes mediante ofertas y beneficios. y en 2018 llegó a la Argentina.

"Los comercios de barrio son cruciales para la economía del país. Muchos de ellos están atravesando un momento crítico en el que muchos luchan por superar desafíos sin precedentes. A través de Shop Small, buscamos conectar a nuestros clientes con los negocios de barrio para contribuir a su recuperación económica al acercarles más clientes a partir de una recompensa por realizar compras", señaló Manuel Cascante, director de Establecimientos de American Express Argentina.

Por su parte, Unilever puso en marcha UniPyme, un programa para asistir a las más de 2000 pymes que forman parte de su cadena de valor en la Argentina. La iniciativa contempla líneas de apoyo de liquidez financiera, la aceleración en la aprobación de facturas de crédito electrónicas y la implementación de cursos de capacitación y profesionalización.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.