Quieren aumentar la oferta de divisas

Obligan a los bancos a vender dólares
Javier Blanco
(0)
27 de junio de 2002  

El Banco Central (BCRA) dispuso que los bancos no podrán ignorar para el cálculo del 5% de su responsabilidad patrimonial computable (RPC), que se les permite mantener en dólares, los contratos de venta a futuro de esa moneda que tengan suscriptos a plazos que superen las 48 horas hábiles.

De esta manera, el BCRA busca acabar con una de las zonas grises que había en la reglamentación para el cálculo de ese tope y que, según la evaluación oficial, era usada por ciertos bancos para mantener más dólares de los que les estaba permitido.

"Muchos venían con los cálculos sobre la base de los dólares que tenían en caja e ignorando las operaciones de foward (a futuro) que tenían pactadas porque argumentaban que ya los tenían vendidos por contrato. Ahora la letra está muy clara", evaluó un técnico del BCRA que confeccionó la comunicación 3645.

La medida obliga a varios bancos a volcar dólares en el mercado sumándose a los exportadores, lo que incrementaría la oferta en momentos de tensión cambiaria. Se estableció que los que tengan más dólares de los permitidos deben vender el 30% del excedente en 5 días hábiles, un 70% al término de los 10 días hábiles y todo lo que reste en 15 días hábiles.

En el BCRA se afirma que la decisión nada tiene que ver con la actual coyuntura y sólo obedece "a la necesidad de dar mayores precisiones sobre el cálculo de esa posición".

Para la posición general de cambios (PGC) se computarán todas las disponibilidades en oro, divisas y monedas extranjeras en el país y en el exterior; los depósitos e inversiones en bancos del exterior; las inversiones en bonos privados y públicos externos, otras colocaciones líquidas radicadas afuera y los saldos deudores y acreedores de corresponsalía. Pero también se incluyen las compras y ventas concertadas y pendientes de liquidación a más de 48 horas, lo que constituyó la mayor novedad.

El plazo complica a los bancos, ya que los obliga a aplicar los nuevos depósitos captados en dólares a una inmediata financiación, lo que no es fácil de lograr. "Si captás depósitos chicos, necesitás masa crítica para financiar una exportación y tiempo para lograrla. En el tránsito, te penalizan por haberlos captado, al obligarte a computarlos en la PGC de manera tan presurosa", apuntan.

El límite máximo de la PGC para las entidades financieras se confirmó en el 5% de la RPC registrada a noviembre de 2001, con un mínimo equivalente a US$ 1 millón para los bancos y 500.000 para las entidades financieras no bancarias.

La norma introduce además razonables premios y castigos. Por ejemplo, obliga a que los bancos que mantengan deudas por redescuentos con el BCRA reduzcan en un 50% su tenencia de dólares, la que baja del 5% al 2,5% de la RPC. En cambio, permite a los que hayan capitalizado aportes que puedan aumentarla hasta en un "40% del dinero ingresado en el país en divisas" desde el 3 de diciembre último.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?