Economistas dicen que, tras el pago a los holdouts, el país es más tentador para inversores

Prat Gay y Luis Caputo, el encargado de la negociación con los holdouts
Prat Gay y Luis Caputo, el encargado de la negociación con los holdouts
Los especialistas celebraron la aprobación de la ley que permite el pago a los fondos buitre durante la Expo EFI 2016
Luján Scarpinelli
(0)
31 de marzo de 2016  • 14:35

Con la aprobación de la ley que habilita el pago a los holdouts, la segunda y última jornada del Congreso Económico Argentino retomó el optimismo que se había escuchado ayer de boca de referentes económicos, respecto de la recuperación de la economía a partir del regreso del país a los mercados.

Ricardo Arriazu, del Estudio Arriazu, y Zafer Mustafaoglu, líder de programa y economista principal de macroeconomía y gestión fiscal, del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay, coincidieron en considerar un paso ineludible lo ocurrido anoche en el Senado.

Hay una apertura del mercado y una demanda insatisfecha de papeles argentinos que da una oportunidad al país
Arriazu

Mustafaoglu, que habló del contexto internacional, dijo al ser consultado por LA NACION, que "no había otra condición para que la Argentina volviera a los mercados". Ahora, indicó, el país tiene la oportunidad de atraer inversiones, para lo cual, "también necesita construir confianza día a día".

En el Hotel Hilton, donde se desarrolla el congreso y la Expo EFI 2016, Arriazu analizó la sanción de la ley: "Hubo quienes compararon el acuerdo con la Guerra de Malvinas. Pero la perdimos. Aquí, el fallo de Griesa es, cuanto menos, cuestionable, y los fondos buitres son lo que dice su nombre. Pero al perder un juicio lo peor que pudimos hacer es encerrarnos, alejarnos del mundo y que nos cobren intereses punitorios permanentemente". El acuerdo, amplió, "era inevitable y necesario por más de que se justo o injusto; ahora hay que resolver el tema del pago, y salir del default".

Arreglar la deuda con los holdouts convierte a la Argentina en un "tentador" destino de inversiones. "La Argentina no era país emergente, ni siquiera de frontera, sino un país ‘sin clasificación’, con lo cual, estaba totalmente fuera de los mercados de capitales. Porque no existe invertir en un país sin clasificación. Ahora pasa a ser un emergente", explicó Arriazu.

En un momento próximo a la salida del default, ve que "hay una apertura del mercado y una demanda insatisfecha de papeles argentinos que da una oportunidad al país, claramente más tentador, porque el spread es más alto y la deuda es baja", señaló.

Para el economista del Banco Mundial, el país tiene oportunidades pese a que el contexto externo se ha vuelto más adverso. "Ante la desaceleración en América latina, se buscarán opciones con buenos retornos. Los inversores serán selectivos, mirando sólo a los países con mejores políticas y perspectivas. Y la Argentina está en una transición hacia una mayor inserción global, y un reingreso a los mercados después de muchos años, que tiene que ver la votación de ayer", dijo.

Otras voces, debajo del escenario

Claudio Lozano (economista, ex diputado):

"No estamos de acuerdo porque no está claro si esto puede desencadenar nuevos problemas legales para la Argentina, y porque también se comete un error garrafal que se ha cometido en otras oportunidades: no evaluar la capacidad efectiva que tiene el país para pagar deuda". Lozano no cree en la teoría oficial de que no había una alternativa en la negociación.

Daniel Heymann

(economista UBA):

"El fallo es injusto, las condiciones que han recibido los buitres son extremas, duelen; ahora bien, la Argentina no podía mantenerse en la situación en la que venía indefinidamente. La del endeudamiento es una cifra que desde el punto de vista macroeconómico tiene una dimensión similar al pago al club de París". "La colocación de deuda para estos pagos equivale a 2,5 o 3 puntos del producto". "El año pasado la Argentina tuvo un déficit de cuenta corriente de 16.000 millones de dólares, y un ingreso de capitales de US$ 14.600 millones. Y se financio con swap y la demora del pago de dividendos. No es que no hubo deuda, sino que la hubo, y en un orden de magnitud análogo".

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.