Cine. Desde Uruguay, un nuevo maestro del terror