Spider-Man: lejos de casa: entretenida secuela autorreflexiva

Trailer de Spider-Man: lejos de casa

02:00
Video
María Fernanda Mugica
(0)
4 de julio de 2019  

Spider-Man: lejos de casa

Nuestra opinión: muy buena

(Spider-Man: Far From Home, EE.UU. / 2019). Dirección: Jon Watts. Guion: Chris McKenna, Erik Sommers. Fotografía: Matthew J. Lloyd. Elenco: Tom Holland, Zendaya, Jake Gyllenhaal, Samuel L. Jackson. Distribuidora: UIP. Duración: 121 minutos. Calificación: apta para todo público.

Spider-Man: lejos de casa cumple con todo lo que tiene que tener una película de superhéroes: buen desarrollo del protagonista, una fuerza antagónica a su altura, escenas espectaculares de batallas, conexión explícita con el resto del universo Marvel, un poco de romance y mucho humor.

Pero el film dirigido por Jon Watts y escrito por Chris McKenna y Erik Sommers también ofrece una reflexión sobre el cine de superhéroes que supimos conseguir. Tal vez resulte un poco vaga una explicación que no pueda sostenerse en ejemplos específicos de escenas, pero la película es un campo minado de spoilers, así que solo queda no entrar en detalles. Lo que sí se puede decir es que Lejos de casa enfrenta los hechos sucedidos en Avengers: Endgame, tanto dentro de la propia historia de ficción como en la realidad de lo que ese final significa para el cine de superhéroes.

Peter Parker libra una batalla interna entre su pulsión por ser un adolescente normal y la responsabilidad por su poder y la deuda hacia el legado de Tony Stark. También tiene que pelear contra poderes externos y establecer una relación con Nick Fury, su equipo y un nuevo superhéroe apodado Misterio. Mientras todo eso sucede, sobrevuela la pregunta sobre cómo sigue la historia de los superhéroes en el cine y qué significa su reinado en el mundo del entretenimiento.

Un personaje dice en un momento algo como que la gente solo le presta atención a alguien con capa y superpoderes. Como sucedía en Spider-Man: de regreso a casa, esta película se parece mucho a una comedia estudiantil al estilo John Hughes, adaptada a la actualidad, pero siguiendo sus principios básicos y tocando algunos de los mismos temas (los conflictos de identidad, el amor adolescente). Vale entonces preguntarse, ¿el cine industrial ya no se permite contar nada sin que haya capas y superpoderes de por medio?

En todo caso, en Spider-Man: lejos de casa la combinación es armónica y ganadora. Tom Holland es un actor de gran carisma y capacidad para interpretar a un Peter Parker en el que conviven el superhéroe y el adolescente en crisis. El talento del resto del elenco, desde Jack Gyllenhaal y Zendaya hasta el resto de los chicos y otros grandes secundarios como Martin Starr, resulta crucial para que la película sea una aventura emocionante, que tiene como plus una conciencia sobre el lugar que ocupa en la cultura pop.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.