Una historia antes de la nieve

En Cerro Bayo, Victoria Galardi observa a una familia que comparte afecto y crisis
Claudio Minghetti
(0)
16 de agosto de 2011  

Al pie del Cerro Bayo, y como en muchas localidades del interior cuya prosperidad tiene que ver principalmente con el turismo, los vecinos viven pendientes de temas que cada temporada vuelven a ser tema de conversación y negociación. Allí, en Villa La Angostura, de buenas a primeras y sin nada que lo haga presuponer, una mujer mayor intenta quitarse la vida. Sus hijos se reúnen mientras se aguarda la primera nevada del año, para discutir qué hacer con sus bienes y con el supuesto tesoro que oculta, un dinero importante que, según chimentos, habría ganado en un casino vecino.

Así, tanto la abnegada hija que decidió quedarse para cuidarla como su hermana –que regresa de Buenos Aires esperanzada de poder conseguir levantar sus deudas– y los nietos de la octogenaria comienzan una puja a media voz que puede disparar para cualquier lado en el momento menos pensado.

Victoria Galardi, nacida y criada en esa zona del vasto mapa argentino ahora dominada por la ceniza, tiene 34 años, y fue autora –junto con Martín Carranza– de la comedia romántica Amorosa Soledad, con la que fue premiada por el jurado joven en el Festival de San Sebastián de 2009, ahora volvió a la carga en solitario con Cerro Bayo, la descripción cariñosa e impiadosa de una familia de clase media que intenta sobrevivir a pesar de las distancias, sean físicas o simplemente emocionales, en un momento en el que la angustia económica les impide ver mejor la realidad que les toca. Galardi se detiene en cada uno de ellos.

La propuesta, que tuvo un aplaudido y premiado recorrido festivalero, desde que hace un año estuvo en las secciones oficiales de San Sebastián y Biarritz, y que pasado mañana estrenará Primer Plano, tiene como figuras centrales a Verónica Llinás, la mexicana Adriana Barraza, Inés Efrón, Nahuel Pérez Biscayart, Guillermo Arengo, Adela Gleijer y Marcela Kloosterboer. En el festival vasco, la película recibió un premio de la TVE, compra sus derechos de exhibición en exclusiva en la pantalla chica de su país, donde se verá en enero próximo, tras su muy buen recibimiento en Casa de América y en la sala Berlanga, donde tuvo una serie de proyecciones.

La cineasta explicó a La Nacion que la coincidencia del estreno del film con la tragedia de las cenizas en el Sur argentino –y la cancelación de la temporada turística real sobre la que gira buena parte de la ficción– motivó la decisión de los productores de donar parte sustancial de cada entrada vendida para la recuperación de Villa La Angostura. "Nos recibieron con los brazos abiertos y colaboraron en el rodaje en todo lo que les pedimos: es nuestra obligación ayudarlos para que la limpieza del lugar pueda completarse después del fracaso de la temporada", asegura.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.