Federico Bal le impuso una perimetral a su exsuegra Nazarena Vélez

El actor recurrió a la justicia para evitar tener contacto alguno con la madre de Barbie Vélez
El actor recurrió a la justicia para evitar tener contacto alguno con la madre de Barbie Vélez Crédito: Instagram
(0)
17 de enero de 2019  • 20:35

Una nueva batalla se desató entre Federico Bal y Nazarena Vélez . El destino hizo que ambos compartieran sus días de trabajo en la misma ciudad (Mar del Plata) y, a pesar de que se evitan, esa cercanía sigue generando roces. También Barbie Vélez , hija de la actriz y exnovia de Bal, se encuentra haciendo temporada en "La Feliz" pero, por su perfil más bajo, decide no exponerse como una manera de poder dar vuelta la página.

Fue en esa misma ciudad balnearia donde los chicos, en el verano de 2015, se conocieron y se enamoraron. Hijos de dos madres famosísimas y con una carrera por delante, protagonizaron una historia que no solo fue de amor, también de celos, odios y presunta violencia. La pareja se separó luego de que ambos se hicieran denuncias en la comisaria por agresiones, pese a que la que la Justicia no puedo recolectar las pruebas suficientes para dictaminar un culpable y los dejó a los dos libres de culpa y cargo. Sin embargo Nazarena siempre ha apoyado a su hija con sus declaraciones, aun a costa de juicios y pagos de multas, porque el hijo de Santiago Bal y Carmen Barbieri prefiere contestar a las acusaciones con cartas documento.

Desde que comenzó el verano, las idas y vueltas mediáticas han sido protagonistas entre los famosos, sobre todo después de que Flor de la V defendiera públicamente a su amigo y arremetiera contra Barbie afirmando que, para ella, "no hubo violencia" en la pareja. Enfurecida, Nazarena salió al cruce de manera mediática, pero este lunes la situación se complicó cuando Bal impuso una restricción de acercamiento mutuo, así también como la prohibición de referenciarse entre ellos en los medios de comunicación o redes sociales.

El oficio explica: "Corresponde ordenar el cese de los actos de perturbación o intimidación y la restricción de acercamiento mutua entre la Sra. Nazarena Dora Vélez y el Sr. Federico Bal, a sus respectivos domicilios y demás lugares donde los mismos pueden encontrarse. La medida ordenada implica: a) la prohibición de cada una de las partes de referenciarse o mencionarse en medio electrónico, periodístico, red social o equiparado; b) el cese y/o abstención de la realización de todo acto violento, sea de carácter físico, psicológico o emocional y por cualquier medio que sea"

Este documento legal expresa que ambos deberán también respetar una medida perimetral mutua que les impide estar a 300 metros del domicilio del otro, así como los lugares donde pudieran encontrarse tanto de trabajo como de esparcimiento.

La mediática no se quedó callada y ya hizo saber su parecer en redes sociales a pesar de la cautelar: "No puedo creer cómo se usa a la Justicia en un tema tan delicado donde muere todos los días una mujer por violencia de género, y este enfermo pone una restricción a un persona que no se cruza ni ve hace casi tres años. ¿Alguien tomó conciencia del circo mediático de este tipo?".

Vélez compareció esta mañana en Tribunales e indicó que "Bárbara está muy mal, lloró mucho, mucho", pero que iba a respetar la orden judicial pese a considerar la acción legal de Bal como "una burla". "Voy a seguir trabajando con mi familia y mis hijos, dolida por lo que acabo de escuchar y con mucha vergüenza. No quiero abusar y molestar a la Justicia, porque están perdiendo tiempo valioso que otras personas necesitan", señaló con indignación.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.