Una doble de riesgo de Resident Evil perdió un brazo y demanda a los productores

Olivia Jackson, la doble de riesgo de Milla Jovovich en Resident Evil: Capítulo Final, sufrió un accidente de moto durante el rodaje, pasó 17 días en coma y sufrió multiples lesiones, además de perder su brazo izquierdo
Olivia Jackson, la doble de riesgo de Milla Jovovich en Resident Evil: Capítulo Final, sufrió un accidente de moto durante el rodaje, pasó 17 días en coma y sufrió multiples lesiones, además de perder su brazo izquierdo Crédito: Instagram
(0)
13 de septiembre de 2019  • 15:47

Olivia Jackson es una doble de riesgo que sufrió un accidente trágico durante el rodaje de Resident Evil: Capítulo Final en 2015. La joven terminó perdiendo un brazo mientras filmaba una escena, y ahora demanda a los productores de la película por el incumplimiento de la cobertura de sus gastos médicos.

Jackson conducía una motocicleta que chocó de frente con parte de la escenografía durante el rodaje en Sudáfrica. Según cuenta, se suponía que la cámara se inclinaría sobre ella, pero por un error en el desplazamiento, no se levantó a tiempo, y como consecuencia quedó gravemente herida. Estuvo en coma durante 17 días y finalmente le amputaron el brazo izquierdo. También sufrió fracturas de columna y sangrado interno en el cerebro.

En su demanda, la mujer que oficiaba de doble de riesgo de Milla Jovovich asegura que el productor Jeremy Bolt le prometió a su esposo que la producción cubriría todos sus gastos médicos, pero el seguro que tenía no le incluía un monto tan alto. Los productores se limitaron a la suma de $ 33 mil dólares, que es a penas una pequeña parte de los miles de dólares que costó la operación, según consigna Variety.

Los abogados apuntan también contra Paul Anderson, el escritor y director de la película, por el incumplimiento de contrato y llevaron el caso al Tribunal Superior de Los Ángeles. La demanda también nombra a la compañía Impact Pictures como responsable.

A su vez, Jackson argumenta que ya no puede pagar las cirugías reconstructivas por sus elevados costos. "Ella necesita atención médica ahora y no puede permitirse semejantes gastos", dijo Stuart Fraenkel, el abogado de la joven, quien estimó que las cirugías costarían entre $ 750,000 y $ 1 millón de dólares.

El film recaudó $338 millones de dólares en todo el mundo, con una inversión inicial de $40 millones. El daño no fue solamente físico, porque Jackson estaba en su mejor momento profesional y era considerada una de las mejores dobles de riesgo de la industria, pero el accidente terminó con su carrera.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.