Axel Kicillof: "Vamos a iniciar un canje de deuda con pago en la Argentina y a reunirnos con Thomas Griesa"

El ministro de Economía anunció que no dialogará con los fondos buitre: "Van por todo, no pasarán"; "Si la Argentina se viera obligada a pagar a los holdouts, el país sería empujado a un defalut", advirtió
(0)
17 de junio de 2014  • 20:57

El ministro de Economía Axel Kicillof anunció hoy cuáles son los pasos que seguirá el Gobierno tras el fallo adverso de la Corte Suprema de los Estados Unidos por el reclamo de los holdouts .

En primer lugar, señaló que se buscará una salida para poder pagar a los bonistas que entraron en la reestructuración de la deuda de 2005 y 2010 y a los que hay que pagarles el 30 de junio. "No podemos permitir que nos impidan honrar nuestros compromisos con el 93% de los bonistas. Vamos a iniciar un canje de deuda y pagar a los bonistas en la Argentina, con legislación local", detalló Kicillof.

En segundo lugar, indicó, se instruyó a los abogados argentinos a volver a hablar con el juez de Nueva York Thomas Griesa, ya que, advirtió, "con su fallo empuja al país al default". "Mi impresión es que quieren tirar abajo la reestructuración de la deuda argentina", manifestó el titular de Hacienda.

Kicillof enfatizó hoy que el Gobierno no está dispuesto a negociar "bajo cualquier condición" con los holdouts y alertó: "Si la Argentina se viera obligada a pagar a los fondos buitres, el país sería empujado a un defalut". Aclaró no obstante que ese escenario no sucederá ya que "se tomarán todos los recaudos".

El fallo de Griesa

Kicillof describió: "Si no les pagamos a los fondos buitres, la sentencia dice que no le podemos pagar a nuestros bonistas. Y si les pagamos, se desencadenarían reclamos que son impagables. El fallo de Griesa parece empujarnos al default".

Y recordó: "El juez, en distintas declaraciones, dijo algo que no coincide con su fallo. Dijo que no quiere empujar al país al default". Fue entonces cuando anunció que volverá a intentar dialogar con el magistrado neoyorkino.

La lectura de Kicillof

El ministro de Economía, que hoy mantuvo una reunión con Cristina Kirchner , evaluó el escenario que se plantearía en caso de sentarse a dialogar con los holdouts. "Algunos nos dicen que hay que negociar. Los buitres son buitres porque no negocian", remarcó el funcionario.

Fue entonces cuando detalló: "Nuestro próximo vencimiento es el 30 de junio. Argentina tiene que pagar 900 millones de dólares a los bonistas que entraron a los canjes. Lo que dice este fallo es que nosotros, para pagarles a ellos, debemos pagarles también a los fondos buitres 1500 millones de dólares". Advirtió que "si la Argentina deposita los 900 millones a los bonistas en Estados Unidos, van a ser embargados".

"No le podemos hacer una mejor oferta a quien no entró al canje", siguió Kicillof. Y analizó: "Después de los 1500 millones y de los 15.000 millones [que seguirían reclamando los holdouts], van a venir 120.000 millones de dólares [que reclamarían los bonistas del canje]".

De esta manera, Kicillof brindó detalles sobre cómo el Gobierno abordará la situación con los fondos buitre. En un mensaje emitido anoche por cadena nacional Cristina Kirchner había anunciado que pagará lo comprometido con los acreedores que ingresaron al canje de deuda, pero había dejado en suspenso si negociará o no con los fondos buitre para evitar caer en un nuevo default.

Presión de los holdouts

Ayer, luego de que la Corte estadounidense rechazara el planteo de la Argentina, los holdouts se presentaron ante la Corte de Apelaciones de Nueva York para pedir que se levante "de forma inmediata" la medida cautelar ( stay) que, por ahora, impide la ejecución de los fallos adversos al país.

Los abogados del fondo NML Elliot esperan una definición del gobierno argentino y su estrategia podría apuntar a una negociación sobre la forma de pago, bajo una supervisión del juez de Nueva York Thomas Griessa.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.