Curas villeros advirtieron sobre "la constante tergiversación del mensaje" del papa Francisco

Un grupo de sacerdotes, incluido el padre "Pepe", cuestionaron a los "voceros autoposiciones" del Papa
Un grupo de sacerdotes, incluido el padre "Pepe", cuestionaron a los "voceros autoposiciones" del Papa Fuente: Archivo
(0)
28 de junio de 2019  • 12:15

Tras el cierre de listas y a menos de 50 días de las elecciones primarias (PASO), un grupo de sacerdotes que trabajan en villas y barrios populares difundió hoy un comunicado para pedir que "voceros autoposicionados" del papa Francisco dejen de "usar" la "figura" del pontífice "para ponerlo de un lado u otro de la grieta".

El texto, firmado por el "Equipo de Curas de Villas y Barrios Populares de Provincia y Capital", incluido el padre José María "Pepe" Di Paola y otros 37 sacerdores, plantea que hay "algunas voces de comunicadores y voceros autoposicionados que, con mentiras y enfoques tendenciosos, intentan presentar a la persona del Papa involucrado activamente en el armado político".

"La insistencia y la multiforme manera de expandir este engaño parece obedecer al antiguo dicho 'miente, miente, que algo quedará'", deslizaron los curas villeros.

Según el grupo de sacerdotes, Francisco tuvo "la prudencia" de no venir a la Argentina "en estos tiempos de acentuada tendencia a rivalizar y polarizar todo" y que ahora, "por la manipulación de algunas informaciones", quedó "mezclado en un armado partidista local".

"Confunden al resto quienes en el afán de usar la figura del Papa para ponerlo de un lado u otro de la grieta se autoposicionan como amigos y voceros", aseguraron.

"Vemos una constante tergiversación del mensaje papal usada a conveniencia y arbitrio de lo que cada uno necesita respaldar en el momento", lanzaron.

El grupo de curas villeros pidieron que "dejen de querer manipular la figura del papa Francisco para lograr efectos locales en el mapa político actual" y recordaron que "el verdadero pensamiento y enseñanzas" del pontífice puede encontrarse fácilmente en sus escritos, predicaciones y discursos.

"Estar en medio de los pobres y descartados, acompañando la defensa de sus derechos, no es una ideología partidista, sino la esencia misma del Evangelio de Jesús y por tanto, de la doctrina social de la Iglesia", insistieron.

Texto completo

"Los sacerdotes que vivimos y trabajamos en las villas y los barrios populares del territorio de nuestra patria, felices de poder vivir el evangelio entre los pobres, nos sentimos plenamente identificados con el magisterio del papa Francisco. Su postura clara y contundente, y su lucidez para transmitir con palabras y gestos lo esencial de la práctica de Jesús, nos recuerdan el camino y reafirma la opción preferencial de la Iglesia de estar junto a los que sufren, de los desamparados y de los atropellados en su dignidad y derechos. La enseñanza del papa Francisco sobre la cultura del encuentro y en contra de la cultura del descarte, tiene eco en todo el planeta y es reconocida como profética por todas las sociedades.

Sin embargo, nuevamente en estos días se levantan en el país algunas voces de comunicadores y voceros autoposicionados que, con mentiras y enfoques tendenciosos, intentan presentar a la persona del Papa, involucrado activamente en el armado político. La insistencia y la multiforme manera de expandir este engaño, parece obedecer al antiguo dicho "miente, miente, que algo quedará". De esta forma Francisco, que ha tenido la prudencia de privarse de visitar su tierra, en estos tiempos de acentuada tendencia a rivalizar y polarizar todo, parece ahora, por la manipulación de algunas informaciones que trascendieron a través de medios de comunicación, quedar mezclado en un armado partidista local.

Confunden al resto quienes, en el afán de usar la figura del Papa para ponerlo de un lado u otro de la grieta, se autoposicionan tanto como amigos y voceros, cuanto como reveladores que descubren el pensamiento y palabra de Francisco. Lejos de escuchar con sinceridad y con un mínimo de honestidad intelectual el verdadero contenido del Magisterio del Papa Francisco, se dejan ganar por sus propios intereses ideológicos, pretendiendo usar para sus fines a quien hoy ocupa un lugar inigualable en el servicio a la humanidad. Vemos una constante tergiversación del mensaje Papal usada a conveniencia y arbitrio de lo que cada uno necesita respaldar en el momento. Igualmente sabemos que el pueblo de Dios quiere, escucha y adhiere siempre al Papa y su mensaje, sintiéndose protegido por él.

Humildemente pedimos, en nombre del santo pueblo fiel de Dios, del que somos parte y a quien servimos, dejen de querer manipular la figura del papa Francisco para lograr efectos locales en el mapa político actual. El verdadero pensamiento y enseñanzas del Santo Padre, no llega por alguna supuesta investigación de secretos ni por voceros, se lo puede encontrar fácilmente en sus escritos, sus predicaciones, discursos y en su actividad. ¡No tapemos esa luz!

Invitamos a los comunicadores a abrir el corazón y a descubrir que estar en medio de los pobres y descartados, acompañando la defensa de sus derechos, no es una ideología partidista, sino la esencia misma del Evangelio de Jesús y por tanto, de la doctrina social de la Iglesia. Ese es el Evangelio que el papa Francisco no hace más que recordar al mundo entero. Esa es la vereda en la que el Papa está firmemente posicionado, y con él nosotros seguimos anunciando el Evangelio, luz para los pobres".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.