El clan Moyano: el círculo que rodea al gremialista cercado hoy por la Justicia

(0)
25 de enero de 2018  • 09:29

Hugo Moyano suele apoyarse mucho en sus hijos y su esposa. Pablo es su heredero natural en el Sindicato de Camioneros; Facundo es el más político de todos y como diputado nacional busca tallar en la interna del PJ, y Hugo (h.), es abogado laboralista y asesor del padre. El resto de sus hijos intenta mantener un bajo perfil y evita la exposición pública. Liliana Zulet, su tercera y última esposa, es el cerebro del holding de empresas familiares que giran alrededor del gremio y supo tener una fuerte influencia en la orientación de los discursos del jefe camionero.

Los Moyano están bajo la lupa de la Justicia hace años. El líder de Camioneros y Pablo, el más combativo de sus hijos, tienen varias causas abiertas en los tribunales.

El juez federal Claudio Bonadio investiga a Hugo Moyano por supuesto enriquecimiento ilícito y presunto desvío de fondos del sindicato a empresas vinculadas con su familia. La diputada nacional Graciela Ocaña (Cambiemos), que denunció a Moyano en 2011 por esta maniobra, anunció que ampliará su acusación tras la feria judicial. La esposa del jefe de Camioneros está involucrada en este expediente.

Los hijastros de Moyano, Valeria Salerno y Juan Manuel Noriega Zulet, que integran el directorio de una constructora Aconra SA, blanquearon en 2017 US$1.100.000 dólares de actividades vinculadas a Camioneros y a su obra social. Aconra SA es una de las empresas prestadoras del sindicato de Camioneros.

En tanto, la Procuración de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac) denunció días atrás a Hugo y Pablo Moyano, el correo privado OCA y un grupo de empresas por presunto lavado de activos de origen ilegal. Por otra parte, la obra social de Camioneros es investigada en el caso por medicamentos adulterados.

Ayer avanzó otra causa que involucra a los Moyano. La fiscal de Lomas de Zamora, Viviana Giorgila, imputó a Hugo y Pablo, presidente y vicepresidente de Independiente, en el expediente en que se investiga al jefe de la barra brava, Pablo "Bebote" Álvarez, y a otros siete sospechosos como presuntos miembros de una asociación ilícita que extorsionó a jugadores y directores técnicos del club.

Por otra parte, Moyano enfrenta una causa por negocios el puerto. La denuncia apunta contra la Administración General de Puertos y Camioneros por supuestas irregularidades.

A partir de una denuncia de la AFIP, el juez de Quilmes Luis Armella investiga al gremio de Camioneros, entre otros sindicatos, por una posible evasión con una red de facturas truchas con la que operaban varios gremios.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.