Un ex funcionario de Kirchner atropelló a veinte manifestantes

Hay cuatro heridos graves; fue en una protesta de estatales, en Río Gallegos
Mariela Arias
(0)
18 de agosto de 2007  

RIO GALLEGOS.– “Me querían linchar y me querían volcar la camioneta. Yo puse primera y arranqué”, dijo el ex ministro de Gobierno kirchnerista Daniel Varizat a La Nacion, desde la jefatura de policía donde anoche quedó detenido tras atropellar a alrededor de veinte personas, cuatro de las cuales tienen lesiones de gravedad. El ex funcionario explicó que los manifestantes lo atacaron primero, mientras distintos testigos relataban anoche cómo Varizat pasó por encima de cuerpos tirados en el piso, al huir en su camioneta 4x4.

Los hechos ocurrieron minutos antes de que el presidente Néstor Kirchner y su esposa, Cristina Fernández de Kirchner, ingresaran en el gimnasio Boxing Club –donde se había preparado un multitudinario acto de bienvenida–, a sólo siete cuadras del lugar donde cerca de 300 personas rodearon la camioneta del ministro.

Anoche, cerca de las 20.30, las explosiones de fuegos artificiales lanzados para agasajar al Presidente se confundían con las sirenas de las ambulancias que intentaban socorrer a los heridos. “Diecisiete personas fueron atendidas aquí, trece de las cuales permancen internadas”, fue el parte del ministro de Salud, Juan Carlos Nadalich, en el Hospital Regional, cerca de la medianoche.

El médico informó que “cuatro personas se encuentran con lesiones importantes, y que una de ellas está en terapia intensiva, mientras que otra podría ingresar", detalló Nadalich ante la prensa y parte de los manifestantes que en el interior del hospital esperaban el parte anoche.

"Vimos cómo el ex ministro arremetió contra los cuerpos; uno voló por el aire, fue un espanto", dijo a LA NACION Dino Zafrani, abogado y candidato a gobernador del MST que ayer también formaba parte de la movilización de protesta.

Los manifestantes que rodearon la camioneta del ex funcionario eran parte de la marcha convocada por los gremios de la Mesa de Unidad Sindical dos horas antes. Estos gremios reclamaban el aumento del salario básico y pedían la renuncia del actual jefe de policía, Wilfredo Roque.

Cerca de la medianoche los gremios convocaron para hoy a las 11 a una marcha para repudiar la violencia y a un paro general para el próximo martes en toda la provincia. Mientras, por razones de seguridad, anoche la Gendarmería y la custodia presidencial dispusieron cortar el transito en las dos calles que rodean la residencia del jefe del Estado.

"Cuando salí del Hotel Costa Río, donde fui a buscar a un amigo, apareció la columna de gente que me rodeó el auto, son militantes de ATE y Adosac, pero nos los pude identificar. Y comenzaron a insultarme y golpear la camioneta. Hubo amenazas de muerte. Puse primera y arranqué, supongo que hay heridos", dijo en una comunicación telefónica.

Varizat, que renunció junto al ex gobernador Carlos Sancho luego de que fuera responsabilizado de haber ordenado la represión policial contra una manifestación el 8 de mayo último, fue al juzgado de turno y dio su versión de los hechos. La jueza Valeria López Lestón ordenó su detención. "Está detenido en forma preventiva por presunto autor de lesiones contra las personas y también por su seguridad", detalló anoche a LA NACION el fiscal Andrés Vivanco.

Según los testimonios que se presentaban en la Fiscalía y ante la Policía, el auto de Varizat fue rodeado cuando los manifestantes lo reconocieron. El ex ministro aceleró y chocó dos autos y dejo por el suelo a varias personas. Retrocedió y pasó por sobre varios cuerpos. "Fue un espanto, la gente entraba aquí sangrando; pedimos ayuda y llamamos a las ambulancias. Fue un horror", relató a esta cronista una empleada del hotel frente al cual estaba estacionada la camioneta.

"La marcha había sido tranquila, absolutamente pacífica, y para evitar cualquier confrontación no fuimos al Boxing", explicó Pedro Muñoz, secretario general del gremio docente a LA NACION. "Mañana llamamos con los demás gremios a una marcha contra la impunidad y a un paro en repudio del acto criminal de este personaje que estuvo amparado por el poder político durante 20 años; el había dicho que los trabajadores eran patoteros."

Pasaron tres horas antes de que se conociera el primer parte médico, según el cual, 17 personas fueron atendidas en el Hospital Regional de Río Gallegos. De los cuatro heridos graves, hasta anoche había una persona con una fractura de pierna, otra con traumatismo de hemotórax, una mujer de 56 años con fractura de pelvis y un hombre de 52 años con traumatismo de cráneo y levantamiento de cuero cabelludo.

"Fue un accidente lamentable", dijo el ministro Nadalich. Sus palabras provocaron el enojo de la gente que esperaba noticias de los internados y enardecidos empezaron a gritarle "¡Fuera, fuera, fuera!"

Un compañero de ruta

  • Acompaña a Kirchner desde la militancia universitaria en La Plata, en los 70. Fue senador y diputado por Santa Cruz. En 2005 asumió la Subsecretaría General de la Presidencia y en 2006, tras la renuncia de Sergio Acevedo a la gobernación provincial, fue designado ministro de Gobierno santacruceño.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.