Ir al contenido

Receta de Ñoquis de espinaca y papa

Los ñoquis de espinaca vienen cosechando adeptos últimamente, desde que empezó la onda verde. No la de los semáforos - ¿qué tiene que ver?- sino la de la vida sana, el cuidado del planeta y esas cosas que tan pero tan importantes son a esta altura de la historia del mundo. Seguro que en tu niñez te convencieron de que la espinaca era el plato preferido de Popeye, el que le daba tanta fuerza. Después te enteraste de que no era tan así: las espinacas tienen hierro pero no son la mejor fuente de este mineral necesario para combatir un tipo de anemia. Igual estan llenas de vitaminas y un montón de cosas buenísimas para la salud. Pero es tan gracioso el tema de Popeye que ya que estamos hablando de ñoquis de espinaca, que seguro les vas a querer dar a tus hijos para que coman más verduras, te lo vamos a contar. Por aquella época, tras la I Guerra Mundial, las anemias por falta de hierro entre la población eran muy comunes. Por eso Popeye fue utilizado por las autoridades sanitarias para la promoción del consumo de espinacas - ya que existía la creencia popular de que eran muy ricas en hierro - . Por un error en la coma, pensaron que 100 gramos de espinacas, en lugar de 1,7 mgr de hierro, contenían 17 miligramos. Así se difundió la creencia de que las espinacas eran el superalimento rico en hierro. Pero aún así, aunque en los años 30 descubrieron el error, en la historietas durante muchos años se siguió mostrando que Popeye usaba las espiñacas para aumentar su fuerza. Recién en los años 80 y 90 cuando se empezaron a difundir más las propiedades nutritivas de los alimentos entre la población fue que se supo la confusión. Despejado el mito, pasamos a dejarte esta magnífica receta de ñoquis de espinaca con papa que es un platazo rico, suave y una variante para los gnocci tradicionales. Ahh, a la salsita le pusimos anchoas. Manejalo vos.

Cargando banners ...