Buenas decisiones. No te dejes engañar por los porcentajes

Francisco Ces
Francisco Ces PARA LA NACION
Los porcentajes están por todos lados e interpretarlos correctamente es clave para poder tomar buenas decisiones
Los porcentajes están por todos lados e interpretarlos correctamente es clave para poder tomar buenas decisiones Fuente: Archivo - Crédito: Shutterstock
(0)
6 de febrero de 2020  • 01:55

¿Qué es un porcentaje? Es una porción de 100 y por ende 100% equivale a 1 entero. Por ciento significa cada cien unidades, entre cien, dividido cien. Por ejemplo, un 40% significa 40 de cada 100, 40 entre 100 o simplemente 40/100.

Los porcentajes están por todos lados e interpretarlos correctamente es clave para poder tomar buenas decisiones. Inflación, tasas de interés, crecimiento del PBI, aumentos salariales, descuentos, probabilidades y muchos otros son ejemplos donde se utilizan los porcentajes.

Es cierto que los porcentajes son muy útiles, pero también pueden llevar a confusiones. A continuación, detallo 15 ejemplos en que los porcentajes pueden resultar engañosos.

  1. Descuentos y aumentos. Si un producto cuesta $100 y sufre un aumento del 100% luego necesitaré un descuento del 50% para pagar los mismos $100 originales.
  2. Moneda corriente o constante. Si las ventas de un año a otro se mantuvieron iguales medidas en moneda corriente pero el índice de inflación fue de un 100%, entonces las ventas cayeron un 50% si las medimos en moneda constante.
  3. Rentabilidad. Si decimos que una empresa tuvo una rentabilidad del 20% tenemos que aclarar si dicha rentabilidad es el resultado económico de la Ganancia sobre las Ventas o el resultado financiero del flujo neto de efectivo sobre la inversión realizada para obtener dicho flujo.
  4. Margen. Si decimos que una empresa trabaja con un margen del 30% entonces debemos aclarar si los precios se calculan cargando el 30% sobre los costos o si la diferencia entre las ventas y los costos representan un 30% de las ventas.
  5. Descuentos de los supermercados. Por estos días los supermercados suelen ofrecer descuentos de por ejemplo un 80% en la segunda unidad del mismo producto. Esto equivale a decir que si llevás 2 productos iguales tendrás un 40% de descuento.
  6. Descuentos sobre descuentos. Si una casa de ropa en liquidación ofrece un descuento del 30% y luego en una segunda liquidación vuelve a descontar un 30% sobre la liquidación anterior, entonces el descuento total sobre los precios originales es del 51%.
  7. Sucesivos aumentos. Si la empresa donde trabajo me otorgó 3 aumentos salariales sucesivos durante el año del 20% cada uno, entonces mi salario a fin de año es un 72,8% más alto que mi salario a principio de año.
  8. De pérdidas a ganancias. Si, por ejemplo, una empresa obtiene resultados económicos negativos durante un año de $300 y al año siguiente logra resultados económicos positivos de $100, entonces podemos hablar de un aumento en los resultados de $400 pero no podemos hablar de aumentos porcentuales en este caso.
  9. Aumentos salariales contra inflación. Si la inflación anual fue del 60% y mi salario aumentó un 40% en el mismo periodo entonces el poder adquisitivo de mi salario bajó un 12,5%.
  10. ¡Ojo con los números redondos! Hace poco escuché a un periodista de un importante programa en una importante radio decir que como el precio del dólar había subido del $20 a $60, entonces había aumentado el 300% en lugar del 200%.
  11. Inflación promedio. Si en un período de 2 años en uno de los años la inflación fue del 0% y en el otro la inflación fue del 100%, entonces la inflación promedio anual de dicho período es del 41,4%.
  12. Si lleva 4, le regalamos 1. Acá la clave es entender si el artículo que va de regalo es el cuarto o el quinto ya que no surge claro de la "promo". En el primer caso tendrá un descuento del 25% mientras que en el segundo el descuento será del 20%, además de gastar más plata.
  13. Los porcentajes sobre valores absolutos muy pequeños. No tiene mucho mérito incrementar las ventas o los resultados económicos de una empresa un 700% si el año anterior solo los mismos ascendieron a solo $5. Un gran porcentaje de poco, puede seguir siendo poco.
  14. Publicidad de cepillos dentales. La misma asegura "eliminar más del 300% de placa que puedas tener". ¿Cómo puede eliminar más del 100% de algo? De la misma manera se puede hablar de reducir la pérdida hasta un 100%, nunca más que ello.
  15. El truco de Stephens. El 3 de marzo de 2019 el redactor publicitario Ben Stephens propuso por Twitter invertir el cálculo de un porcentaje para facilitar el cálculo mental. Por ejemplo, en vez de calcular el 28% de 50 podemos calcular el "más sencillo" 50% de 28 que es igual a 14.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.