Coronavirus: aprovechando el envión de la cuarentena, Mendoza busca convertirse a la bicicleta

La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías.
La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías. Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Aguilar
Pablo Mannino
(0)
15 de mayo de 2020  • 11:47

Aprovechando el envión de la cuarentena , Mendoza busca seguir pedaleando. Así, la provincia del oeste argentino trabaja en un plan para convertirse "a la bicicleta" en materia de transporte público, de cara al futuro, desalentando motores .

De esta manera, según explican las autoridades ambientales, el aislamiento social, preventivo y obligatorio, logró una alta adhesión a este tipo de movilidad urbana , a pesar de haber suspendido los programas municipales de préstamos de bicicletas, para evitar la propagación del virus al ser artículos compartidos.

La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías.
La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías. Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Aguilar

Pues bien, una buena porción de los mendocinos que se encuentran exceptuados del confinamiento tomaron sus bicis para ir a trabajar , pero también, luego de las nuevas flexibilizaciones, otra buena parte de los comprovincianos optaron por esta alternativa saludable para realizar las compras o trámites . De hecho, las limitaciones en la capacidad de los micros y el temor a contagiarse fueron determinantes para buscar otras formas de movilizarse por los centros urbanos, al tiempo que se convirtió en una posibilidad de ejercitarse.

De esta manera, para evitar aglomeraciones el uso de bicicletas particulares comenzó a hacerse más visibles en las calles, con las medidas sanitarias pertinentes, entre ellas el uso de tapabocas. " Es una muy buena alternativa , no sólo para ir a trabajar, por los costos, sino para ejercitarse y despejar la cabeza. En medio de la cuarentena, ha sido por demás efectivo movilizarse en bici. Ojalá se sumen cada vez más mendocinos y se desaliente el uso de autos y micros. No necesitás pagar estacionamiento, no gastás nafta, hacés ejercicio, llegás más rápido", contó a LA NACION , Alejandro Marnetti, un diseñador gráfico mendocino, que se sube cada vez más la bici. "La uso para varias cosas: para ir al laburo, para ir al centro, también los fines de semana la usaba para ir al parque o a la montaña; ahora no, claro", añadió.

La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías.
La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías. Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Aguilar

"Hoy, más que nunca, el uso de las bicicletas particulares puede ser una forma de traslado más segura para quienes están autorizados a salir, en la emergencia sanitaria y también pensando a futuro. Las condiciones de tráfico mínimo le brindan al ciclista una manera de transportarse rápida y segura, cumpliendo con todos los protocolos sanitarios correspondientes", señaló Humberto Mingorance, secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance, poniendo en valor el proyecto de la Red de Ciclovías del Área Metropolitana como movilidad sustentable que se trabaja con todas las comunas del Gran Mendoza.

De hecho, el Área Metropolitana, compuesta por los departamentos de Ciudad, Guaymallén, Godoy Cruz, Maipú, Luján de Cuyo, Las Heras y Lavalle cuenta con ciclovías , lo que permite la intercomunicación, más allá de que queda un largo camino por recorrer en materia de infraestructura. Hasta ahora en Mendoza, a lo largo de la última década, se han construido unos 170 kilómetros de bicisendas, por lo que se espera incrementar la extensión. Antes de fin de año se lanzará una licitación para la construcción de 81 km de ciclovías que unificarán las tramas municipales y posibilitarán el recorrido en bicicleta "ininterrumpido de un extremo de la ciudad al otro", según explicaron a LA NACION , desde el Ejecutivo provincial. Luego, de esta instancia, se prevé levantar unos 100 kilómetros más de bicisendas. De esta manera, se habrá alcanzado casi 400 kilómetros de vías para los ciclistas.

La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías.
La tierra del sol y del buen vino busca hacer un click en movilidad urbana, aprovechando el cambio de hábito con la cuarentena. El uso de la bicicleta empieza a consolidarse, al tiempo que se esperan avances en la construcción de ciclovías. Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Aguilar

"Esta obra es de vital importancia para que la ciudadanía disponga de una movilidad que la interconecte con los departamentos metropolitanos sin necesidad de atravesar el microcentro o que permita vincularse con otras movilidades del nuevo sistema polimodal del que dispone el Área Metropolitana de Mendoza", agregaron desde Ambiente.

En la Casa de Gobierno de Mendoza ya funciona un estacionamiento para bicicletas. De hecho, son cada vez más los empleados y funcionarios que van a trabajar en bici.
En la Casa de Gobierno de Mendoza ya funciona un estacionamiento para bicicletas. De hecho, son cada vez más los empleados y funcionarios que van a trabajar en bici.

Por último, se trabaja en un proyecto de ley para que los ciclistas puedan dejar estacionadas su bicis . Esto permitirá no sólo incentivar el uso de este medio de movilidad sino que será determinante para evitar episodios de inseguridad. Así, el proyecto de ley de Estacionamiento Vigilado de Bicicletas, se encuentra bajo estudio de la Comisión de Cambio Climático de la Legislatura provincial, a la espera de ser tratado en el recinto.

Entre sus considerandos se dispone la obligatoriedad de "destinar un espacio al guardado y vigilancia de bicicletas, tanto a todas las instituciones -ya sean públicas o privadas que atraigan personas- como en las playas de estacionamiento". En este último caso, se estipula que los propietarios de estos sitios deben garantizar 20 espacios libres para bicicletas, cobrando una mínima tarifa. Por su parte, las dependencias públicas deberán contar con una zona vigilada y sin costo para el ciclista, como se observa en el Palacio Cívico mendocino.

En la Casa de Gobierno de Mendoza ya funciona un estacionamiento para bicicletas.
En la Casa de Gobierno de Mendoza ya funciona un estacionamiento para bicicletas.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.