Coronavirus: cómo es el operativo para trasladar a los pacientes sospechosos

Durante el día, el SAME hizo un traslado de una paciente sospechosa a una clínica
Durante el día, el SAME hizo un traslado de una paciente sospechosa a una clínica Fuente: LA NACION - Crédito: Ricardo Pristupluk
Fabiola Czubaj
(0)
10 de marzo de 2020  • 18:54

No circular en sociedad ni saturar las guardias. Y la línea 107 del SAME estaría cumpliendo esos objetivos, cuando se empiezan a conocer los primeros casos de enfermedad por el nuevo coronavirus (Covid-19). Solo ayer, por ejemplo, se trasladaron a centros públicos o privados a seis personas que habían vuelto del exterior y habían empezado con fiebre, tos, dolor de garganta y dificultad respiratoria.

En el call center del SAME, en la planta baja del Ministerio de Salud porteño, en Parque Patricios, los operadores atienden entre 1000 y 1500 llamadas por día desde que se implementó la línea para activar de inmediato, si es necesario, un protocolo de traslado seguro para la detección temprana de un caso de Covid-19. En el estacionamiento de la base del SAME en la esquina de Monasterio y avenida Amancio Alcorta, el personal de las ambulancias de alta complejidad aguardan la orden para salir de inmediato.

Cada vez que un operador atiende una llamada, hace una serie de preguntas para definir si la consulta debe o no pasar a uno de los dos epidemiólogos de guardia en la misma sala. Ellos harán una primera evaluación muy simple con algunas preguntas.

Si a la pregunta "¿estuvo de viaje en zonas de riesgo durante los últimos 14 días y/o en contacto con alguna persona que haya sido considerada como caso sospechoso o diagnosticada con una infección por coronavirus?" la respuesta es positiva, el operador avanzará para conocer si la persona tiene fiebre y síntomas respiratorios. Si es así, el caso puede reunir las condiciones para ser categorizado como "sospechoso".

Eso lo definirá uno de los dos epidemiólogos de guardia en el call center a los que el operador pasará el llamado. Si el especialista lo determina, empieza la coordinación para el envío de una unidad que traslade a la persona a un centro sanitario público o privado con un área de aislamiento.

Mientras el personal de la ambulancia se encarga de retirar a la persona de su domicilio, se coordina cuál será el centro privado o el hospital que la recibirá para el aislamiento mientras duren las pruebas de laboratorio que permitan descartar o confirmar la infección por el nuevo coronavirus.

Si la persona tiene cobertura, el prestador indicará el destino del traslado. Al llegar, el personal a cargo de la unidad verificará antes de que el paciente descienda de la ambulancia si las condiciones de aislamiento son las recomendadas por el Ministerio de Salud porteño. De lo contrario, solicitará otra derivación o trasladará al paciente directamente al hospital Muñiz, si se trata de un adulto, o al Hospital de Niños Dr. Ricardo Gutiérrez, si es un chico.

Cuando la persona no tiene cobertura o si no incluye algún centro que reúna las condiciones exigidas, la derivación se hace directamente a uno de los hospitales asignados hasta ahora para los aislamientos.

El jueves pasado, un hombre, de 71 años, que vive en Parma, Italia, llegó de viaje al país. Es día, empezó con fiebre y síntomas respiratorios, y llamó a la línea 107. Un operador derivó la consulta a un epidemiólogo, que recomendó el traslado a un centro de salud para el estudio del paciente. En ese caso, la derivación se hizo al Muñiz, donde permanece internado en confinamiento.

En la ciudad de Buenos Aires, según informó este martes el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, hay 100 personas que tuvieron contacto con alguno de los 10 casos confirmados en la jurisdicción. Durante 14 días, desde el momento de la exposición a la persona infectada, deben permanecer en sus casas sin contacto con otros. Reciben dos llamadas telefónicas por día de un equipo del área de epidemiología de Salud y se controla si desarrollan alguno de los síntomas del Covid-19. Una vez completada la cuarentena, podrán retomar la rutina.

"Este virus lo contenemos también con el comportamiento social -insiste el funcionario cada vez que habla-. A los que les pedimos que se queden en sus casas, necesitamos que lo cumplan, y a la población, que adopte las medidas de prevención recomendadas".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.