El apagón en Buenos Aires afectó a tres millones de personas y muchos barrios estuvieron sin luz