Tras 27 años, detectan rabia en la ciudad

Cuatro personas mordidas por el felino están en observación; advierten que hay unos 190.000 animales que no están vacunados
Evangelina Himitian
(0)
15 de abril de 2008  

La mayoría de los porteños cree que se trata de una enfermedad que fue erradicada de la ciudad. Pero no es así. Ayer, después de 27 años, el Instituto de Zoonosis Luis Pasteur confirmó que el gato de un adolescente de 15 años, que murió el domingo anterior, estaba infectado de rabia.

Ahora, el chico, sus padres y el veterinario que atendió a la mascota -todos ellos, mordidos por el animal- están en observación y son sometidos a un tratamiento a fin de evitar el contagio, según informó ayer a LA NACION Oscar Lencinas, director del Instituto Pasteur.

La noticia movilizó la alerta sanitaria ya que, si bien se trata del primer caso que se registra en mascotas domésticas desde agosto de 1981, en la ciudad hay unos 190.000 perros y gatos que aún no están vacunados y que podrían estar en riesgo o poner en riesgo a sus dueños.

Ante esta situación, el gobierno de la ciudad, el fin de semana último lanzó una campaña de vacunación y de difusión de los síntomas de la enfermedad en Caballito y Almagro, barrio en que vivía el gato infectado. Se instalaron postas de vacunación antirrábica en las esquinas de Yatay y Yerbal, y de las avenidas Rivadavia y La Plata. También se colocó una en Yatay 50, justo frente al edificio en el que vivía el gato infectado. En total, se les aplicó la vacuna a 380 perros y a 157 gatos. El próximo paso, explicó Lencinas, será detectar de dónde contrajo la enfermedad el gato: si fue de otra mascota o de un murciélago. Mañana, un estudio demostrará de qué tipo de virus se trata.

"La gente cree que en Buenos Aires la rabia fue erradicada, pero está sólo controlada", explica Lencinas. Esto, mientras el 95% de las mascotas sean vacunadas todos los años. Sin embargo, según agrega el director del Pasteur, hoy cerca del 30% de los 632.688 perros y gatos que hay en la ciudad no tienen la vacunación al día.

Para los próximos días, el Instituto Pasteur diseñó una serie de acciones que incluyen una reunión con todos los veterinarios de Almagro y Caballito, charlas de concientización en los colegios cercanos y la detección de colonias de murciélagos infectados.

El gato que contrajo rabia se llamaba Sasha. El 15 de marzo último, su dueño lo vio en la terraza jugando con el otro gato de la familia y con un murciélago. Le avisó a su papá, y éste le indicó que hiciera que las mascotas entraran en la casa. Pero Sasha se quiso quedar y el chico lo dejó.

Unos 15 días más tarde, la familia comenzó a notar que Sasha estaba raro, como decaído; que se escondía y estaba nervioso. El 2 de abril lo llevaron a una veterinaria de urgencia y al día siguiente, al veterinario que siempre lo atendía. El hombre notó que los síntomas eran contradictorios; lo derivó y un tercer veterinario resolvió internarlo en una clínica. En esos días, el felino mordió a las citadas cuatro personas.

El gato falleció al día siguiente y las autoridades de la clínica dieron parte al Pasteur. Allí, cuando realizaron las pruebas confirmaron que el animal estaba infectado. Ayer, otra prueba lo confirmó. Se inoculó con el virus a un ratón y éste también contrajo la enfermedad.

"Es importante que ante los primeros síntomas se lleve al animal a un veterinario. Los gatos que tienen el virus suelen estar nerviosos y se esconden. Pueden ser agresivos. En cambio, los perros comienzan a deambular y sufren una paralización de la mandíbula; por eso babean. Muchas veces, los dueños creen que tienen un hueso atragantado e intentan sacárselo. No deben hacer eso, porque la rabia se contagia por la saliva del animal", advirtió Lencinas.

Lo que hay que saber

  • Qué es la rabia? Una enfermedad que afecta al hombre y a otros mamíferos de sangre caliente. Una vez instalados los síntomas, el cuadro tiene evolución mortal.
  • Cómo se transmite? Por contacto con la saliva del animal infectado o por sus mordeduras.
  • Cuáles son los síntomas? Los animales se vuelven agresivos. Vagan y muerden cuanto encuentran, sean seres vivos u objetos.
  • Cuándo se debe vacunar? Todos los años, no importa la edad del animal doméstico.
  • Dónde se aplica la vacuna? En el Instituto Pasteur (Díaz Vélez 4821), de forma gratuita, todos los días, de 9 a 16. Consultar cronogramas barriales al 4982-6666.
  • En caso de mordeduras. Si no se sabe si el animal está vacunado, acudir al hospital Durand (Díaz Vélez 5044), pabellón Romano.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Sociedad

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.