Con tapita o sin una marca reconocida: cuánto sale un celular básico en la Argentina

Los teléfonos básicos vuelven con modelos que cuestan desde 500 pesos y sin marcas reconocidas
Los teléfonos básicos vuelven con modelos que cuestan desde 500 pesos y sin marcas reconocidas Fuente: Archivo
Usados o nuevos, desde 400 pesos ofrecen llamadas, SMS, una cámara modesta, radio FM y reproductor multimedia; con un pasado como reyes del mercado móvil, perdieron terreno frente a los smartphones y ahora reviven como antídotos contra la hiperconectividad
(0)
18 de mayo de 2016  • 12:40

Algunos dirán que es una pose snob, un argumento pretensioso para ir contra la corriente y llamar la atención. Otros dirán que es nostalgia, que se resisten a los vertiginosos avances tecnológicos. Los teléfonos básicos han sido los reyes del mercado móvil en la Argentina hace seis años, pero no lograron resistir el avance de los smartphones, modelos con pantallas táctiles, acceso a Internet y cámaras más sofisticadas.

Relegados por el paso del tiempo y el dominio de Apple y Google con el iPhone y los dispositivos con Android, los teléfonos básicos parecen encontrar un inesperado nicho. No todo el mundo quiere vivir conectado a Internet, y para algunos basta y sobra tener un número móvil para ser contactados con un llamado, como la editora Anna Wintour y el magnate Warren Buffett.

En una recorrida por el sitio MercadoLibre se pudieron encontrar modelos básicos nuevos. Eso sí, no son modelos clamshell (como se denomina en la jerga a los teléfonos con tapita) sino que siguen la línea de diseño candy bar, con el icónico Nokia 1100 como uno de sus exponentes más conocidos.

La consulta estuvo enfocada en los vendedores ubicados en Capital Federal, en la categoría "Celulares de otras marcas" y bajo la modalidad "Compra inmediata" y con productos nuevos.

Los resultados de la búsqueda arrojaron varios modelos con precios que parten desde los 500 pesos. En su gran mayoría son equipos sin marca, de origen chino, o de fabricantes que se dedican a importar este tipo de celulares básicos. Por ejemplo, limitados a llamadas, mensajes de texto y alguna función multimedia offline, con una modesta cámara, radio FM o reproductor de MP3.

Por ejemplo, a 490 pesos se consigue un Likuid LK300 con radio FM, cámara y Bluetooth. También existe un modelo de Genius, el G1, que por unos pesos más asegura que su equipo puede ofrecer acceso a WhatsApp.

ZTE, un fabricante chino más reconocido, ofrece un celular dual SIM básico a 699 pesos. Por su parte, BLU, una firma del gigante asiático conocida por varios modelos económicos en diversos segmentos, ofrece su básico Blu Zoey II Plus a 749 pesos.

En general, estas propuestas emulan el segmento de gama baja de los últimos teléfonos básicos y de bajo costo que ofrecieron Nokia y Microsoft en los últimos años, como el modelo Nokia 215 a 29 dólares, orientados a los países emergentes o en vías de desarrollo.

Por una cuestión de escala industrial y demanda en el mercado local, ninguno de los teléfonos básicos que se consiguen en la Argentina provienen de Tierra del Fuego, y casi en su totalidad son modelos importados, en general de la mano de marcas ignotas o de menor peso en el mercado.

Con tapita es más difícil

Los modelos con tapita, también conocidos como clamshell, son una rareza en los catálogos actuales de los principales fabricantes de teléfonos móviles. Por ejemplo, Samsung y LG tienen algunos smartphones que adoptaron este tipo de diseño, pero su disponibilidad se acota al mercado asiático.

En la Argentina, los modelos con tapita se tienen que buscar en sitios de venta de usados. En MercadoLibre, un Nokia 7020 con tapita se consigue usado en buenas condiciones a 400 pesos.

El BlackBerry Pearl Flip fue una rareza dentro del catálogo de la firma canadiense, y aún se consigue usado, a 799 pesos. Motorola fue conocido por su delgado V3 para su época, que ahora se vende usado a 1099 pesos, mientras que el Samsung X576 con tapita cuesta unos 499 pesos.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.