Bat Masterson, con su galera y su bastón

El pistolero Bat Masterson había sido propuesto por el presidente Roosevelt como alguacil del distrito sur de New York
El pistolero Bat Masterson había sido propuesto por el presidente Roosevelt como alguacil del distrito sur de New York
Omar López Mato
(0)
7 de diciembre de 2019  • 18:06

Las series del Wild West idealizaron a personajes que no siempre mantuvieron actitudes ejemplares, aunque la reconstrucción de Hollywood haya querido consagrarlos como santos en un mundo hostil, donde la ley era impuesta por quienes desenfundaran más rápidamente su revolver.A principios del siglo XX la gente estaba deseosa de escuchar relatos sobre esta tierra indómita, muchos personajes exageraron su participación, y en el caso concreto que quiero compartir con ustedes, se trata del prestigioso de pistolero de Bat Masterson quien había sido propuesto por el presidente Roosevelt como alguacil del distrito sur de New York. Sin embargo, las acusaciones del 28 homicidios que Masterson habría cometido se convirtieron en un obstáculo para su carrera. En esta circunstancia, Bat debió blanquear su situación.

William Barclay "Bat" Masterson había nacido en Canadá en 1853 pero a los 18 años él y sus hermanos (Ed y Jim) fueron a trabajar como cowboys a un rancho de Wichita, donde se ganaban la vida cazando búfalos, cuyo cuero vendían a U$S 2.5. por unidad. Por un tiempo, Bat trabajó como Scout del general Miles. Allí debió enfrentar un alzamiento de pieles rojas en la batalla de Adobe Walls.

La primera muerte que le atribuyen tuvo lugar en 1876 en un salón de baile de Sweetwater, cuando el sargento Melvin King se comportó irrespetuosamente con la señorita Mollie Brennan quien, hasta el momento, estaba en compañía de Masterson. Bajo los efectos del alcohol, King hiere primero a Masterson, y después le dispara a Mollie, matándola instantáneamente. Malherido, Bat logró atravesar el corazón de King con un certero disparo.

Bat Masterson se recuperó, pero por mucho tiempo debió caminar con la ayuda de un bastón (que, para los seguidores de la serie, era más un signo de distinción que de invalidez).

Masterson viajó a Dakota durante la fiebre del oro, no para usar el pico y la pala sino para poner en práctica sus habilidades de tahúr. Allí encontró a otro personaje del oeste, Wyatt Earp, quien lo convenció que viajara a Dodge City, donde ya trabajaban sus hermanos Jim y Ed, como alguaciles.

Ganada la elección como sheriff, Masterson se dedicó a limpiar a Dodge City de individuos indeseables. Según los testimonios de los vecinos de la ciudad, gracias a Masterson, Dodge "se convirtió en un lugar más seguro que una iglesia".

El 9 de abril de 1878, Bat vengó la muerte de su hermano Ed, que había sido atacado por un tal Walker y su compañero Wagner, al tratar de sacarle el arma. Inmediatamente, Bat Masterson, y a más de 30 metros de distancia, batió a los forajidos con su rifle. Ed Masterson murió en los brazos de su hermano.

Los diarios de la época atribuyeron las muertes de Walker y Wagner a Ed para mantener a Bat fuera de problemas, aunque era un secreto a voces que Bat había vengado a su hermano.

Bat Masterson
Bat Masterson

En 1893, Masterson se casó con Emma Mouton, una cantante con quien se mudó a New York en 1902, donde inició su carrera periodística en eventos deportivos, y especialmente en boxeo.

El prestigio de sus aventuras en el lejano oeste lo precedieron y fueron convenientemente hipertrofiadas. Según distintas versiones, los muertos que Bat había ultimado ascendían a 28 (según la leyenda, Billy The Kid había matado a 21 individuos sin contar "a indios y mexicanos"). Quizás, en otro de estos héroes del oeste, la historia solo hubiese pasado por un detalle técnico, pero para 1912 el presidente Theodore Roosevelt pensaba nombrarlo Marshall del distrito de Manhattan y tener en ese puesto a un hombre acusado de matar a 28 individuos fuera de la ley no era políticamente correcto, más cuando las versiones que se difundían, lo señalaban como un matón especializado en asesinar mejicanos e indios borrachos por la espalda. Una acusación como esta no podía pasar desapercibida y Masterson presentó una demanda por 25.000 dólares al periódico que lo publicó, alegando daño moral.

Cuando declaró bajo juramento ante el juez, confesó no haber matado mejicanos y los únicos indios que había abatido fue mientras sirvió en el ejército. El juez le preguntó si era verdad que había asesinado a 28 personas, a lo que Bat Masterson confesó solo tenía dos muertes en su haber: King por estar borracho y a Wagner por haber asesinado a su hermano Ed.

Cuando el juez le preguntó si estaba orgulloso de haber matado gente, Bat Masterson puso su mejor cara de póker dijo "no creo que pueda enorgullecerme, pero tampoco debo estar avergonzado, porque lo hice en buena ley, defendiendo mi reputación.

Al final fue multado en 1.000 dólares, y de esa forma la leyenda del tahúr justiciero siguió viviendo a través de una versión televisiva, difundida entre 1959 y 1961, representada por Gene Barry, basada laxamente en la biografía de Bat Masterson, escrita por Richard O'Connor.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.