El plantel NBA de EE.UU. para China 2019 y por qué no es favorito para ganar el Mundial

Donovan Mitchell, uno de los jugadores de Estados Unidos que irá al Mundial, lucha por la pelota con Andrew Bogut desde el piso en la derrota de su equipo ante Australia.
Donovan Mitchell, uno de los jugadores de Estados Unidos que irá al Mundial, lucha por la pelota con Andrew Bogut desde el piso en la derrota de su equipo ante Australia. Fuente: AP
Juan Manuel Trenado
(0)
24 de agosto de 2019  • 17:41

La FIBA elabora desde hace unos meses un "Power ranking", en el que evalúa quiénes son los seleccionados con más posibilidades de ganar el Mundial de China 2019 y qué posiciones podría ocupar cada país. Hasta la semana pasada, ese listado lo encabezó los Estados Unidos, pero ahora Serbia lo desplazó al segundo lugar y es el nuevo N° 1. Hay razones muy válidas para sospechar que ese cambio fue correcto y el primer indicio fue el amistoso que en la madrugada del sábado (de la Argentina), en el que Australia de dio un sonoro cachetazo a los norteamericanos.

La Argentina está en la séptima posición de esos pronósticos, pero tendrá que mejorar mucho para alcanzarlo. El nivel que se ha visto en los amistosos por el momento indica que varios equipos pueden ser superiores a EE.UU.

El partido en Melbourne, en el que los NBA norteamericano cayeron ante los australianos (porque Australia tiene seis NBA, también) permite creer que el Mundial será muy complicado para el equipo de Gregg Popovich. Porque Australia ni siquiera es uno de los mejores equipos para este torneo (figura noveno en el ranking FIBA). El resultado final, 98-94, fue igual de ajustado en el resto del partido y se decantó del lado de los Boomers gracias los 30 puntos que anotó Patty Mills jugador de San Antonio Spurs.

Gregg Popovich, el entrenador de Estados Unidos, y una tarea compleja por delante.
Gregg Popovich, el entrenador de Estados Unidos, y una tarea compleja por delante. Fuente: AP

Australia, además de Mills, tiene a Aaron Baynes (Phoenix), Matthew Dellavedova (Cleveland), Joe Ingles (Utah), Mitch Creek (Minnesota Timberwolves) y Andrew Bogut (jugó la última final con Golden State Warriors).

En la lista de Estados Unidos ya no estaban figuras como LeBron James, Kevin Durant y Stephen Curry. Pero además, a un par de meses de la competencia, empezaron a renunciar varios jugadores de peso: James Harden y Eric Gordon (Houston), Anthony Davis (Lakers), Kyle Lowry (Toronto), Damian Lillard y CJ McCollum (Portland), Bradley Beal (Washington), Kevin Love (Cleveland), Paul Millsap (Denver) y Andre Drummond (Detroit), entre otros.

El plantel que tiene Popovich es, de todos modos, de un poderío notable. Y si lograra establecer sistemas defensivos más sólidos para las estructuras estratégicas del básquetbol FIBA, todavía está a tiempo de ganar el torneo.

Pero lo que pasó es una muestra clara de que es vulnerable. No ha definido por el momento un líder (tiene un promedio de edad muy bajo de 25 años) y su línea de juego también está por verse. Está claro que es un grupo de jugadores que se siente muy cómodo cuando puede jugar en velocidad. Pero en el Mundial, especialmente los equipos europeos, intentarán impedirle el juego rápido.

¿Quiénes son los jugadores de Estados Unidos?

  • Kemba Walker (Charlotte Hornets): es claramente la mayor figura del equipo (y el capitán). Promedió más de 25 puntos por partido en la última temporada en la NBA. Es un base que necesita tener la pelota mucho tiempo en las manos y tomar demasiados tiros, algo que puede ser peligroso para EE.UU. en el mundo FIBA, ya que el principal problema de los norteamericanos radica en los ataques fijos, de posesiones largas.

Kemba Walker, en acción ante Australia.
Kemba Walker, en acción ante Australia. Fuente: AP

  • Harrison Barnes (Sacramento): es un alero con buenas condiciones, infravalorado en la NBA. Cuando estaba en Golden State (hasta 2016), cumplía como jugador de rol y especialista en defensa. Al partir a Dallas (ahora está en Sacramento), comenzó a ser más ofensivo y tiene un buen tiro de tres puntos. Viene de anotar 16,4 puntos por partido, pero no es un All Star.
  • Jaylen Brown (Boston): otro escolta/alero de corte defensivo y altruista, pero con un deficiente tiro exterior para su posición. Puede ayudar mucho al equipo, aunque siempre como protagonista secundario.
  • Donovan Mitchell (Utah): de él dependerán buena parte de las chances de los Estados Unidos en el Mundial. Es el nuevo talento de la NBA (tiene 22 años). Pese a ser muy bajo para el puesto (1,91m), es un escolta explosivo, vigoroso y buen anotador. Debería ser el corazón del equipo de Popovich.
  • Joe Harris (Brooklyn): un tirador peligroso, con una eficacia cercana al 50% en los tiros de tres puntos. Suele pasar inadvertido en los partidos porque no es el temperamento uno de sus fuertes. Es lento y con pocas condiciones para la defensa.
  • Myles Turner (Indiana): un pivote (2,11) bastante completo; será titular por sus recursos para jugar de espalda al aro y su potencia física en la marca. Viene de promediar 13,3 puntos y 7,2 rebotes en Indiana.
  • Brook Lopez (Milwaukee): un pivote (2,13m) con mucho talento; le agregó en el último tiempo un muy sólido tiro exterior, pero suele rehuir al roce físico en el poste bajo. Razones por las que será el suplente de Turner. En un plantel muy joven, es el único del equipo que supera los 30 años (31).
  • Khris Middleton (Milwaukee): otro jugador al que no se lo valora en su justa medida. Es un escolta que tiene regularidad en la ofensiva y no desentona en defensa, pero que no suele generar impacto por su juego en penetración. Siempre se distinguió por ser una buena "segunda guitarra", pero no tiene perfil de líder.
  • Mason Plumlee (Denver): un pivote ortodoxo (2,11m), con poco lucimiento y aporte ofensivo casi nulo. Concentrado en defensa y con una destacada formación universitaria, lo que podría facilitar su adaptación al juego FIBA.
  • Marcus Smart (Boston): se está recuperando de una lesión, pero quedó en el plantel por la lesión de Kyle Kuzma en la derrota con Australia. También puede ser de mucha ayuda para Popovich, porque es otro corazón guerrero de Boston. El tipo de jugador con energía que necesitará para esos partidos difíciles. Es buen defensor pero puede descontrolarse en ataque.
  • Jayson Tatum (Boston): el talento más joven del equipo. Un anotador sutil, inteligente en la lectura del juego y con buena condición atlética. Muchas veces no se nota su juventud (21 años) y aporta muchísimas soluciones en ambos costados de la cancha.
  • Derrick White (San Antonio): único jugador del equipo que participó de las eliminatorias (jugó dos partidos). Maduro en la posición de base pese a sus 25 años y con notables condiciones para atacar el aro. Tiene la ventaja de conocer el estilo de Popovich.

¿Quiénes tienen potencial para vencer a los NBA norteamericanos?

Giannis Antetokounmpo, la estrella del plantel griego para el Mundial de básquet de China.
Giannis Antetokounmpo, la estrella del plantel griego para el Mundial de básquet de China.

Además de Australia, que ya demostró que tiene potencial para vencer a los Estados Unidos, hay otros cinco equipos europeos con capacidades para complicar a los NBA.

  1. Serbia: incluso después de perder a su base y principal figura, Milos Teodosic, el equipo serbio cuenta con una variedad de alternativas para su juego que lo convierte en el principal candidato. Vasilieje Micic (segundo entre los mejores pasadores de la Euroliga, en Efes) y Stefan Jovic (Bayern Munich), cubren muy bien el lugar que dejó Teodosic, pero además, tiene un anotador formidable como Bogdan Bogdanovic (Sacramento), la versatilidad de Nemanja Bjelica (Sacramento) e internos con todas las variantes: lujoso (Nikola Jokic, de Denver), rendidor (Boban Marjanovic, de Dallas) y rocoso (Miroslav Raduljica, de Jiangsu, de China).
  2. Grecia: la sola presencia de Giannis Antetokounmpo (Milwaukee), el MVP de la NBA, lo hace candidato. Pero la realidad es que su genio está bien rodeado con jugadores de jerarquía de la Euroliga, como Nick Calathes (Panathinaikos), Kostas Papanikolaou y Giorgos Printezis (Olympiacos) y Kostas Sloukas (Fenerbahce).
  3. Francia: otro equipo con muchísimos NBA. La Argentina sufrió su poderío físico. Estarán los bases Frank Ntilikina (New York) y Elie Okobo (Phoenix), el escolta Evan Fournier (Orlando), el alero Nicolas Batum (Charlotte) y los pivotes Vincent Poirier (Boston) y Rudy Gobert (Utah). Nando de Colo (Fenerbahce) es otro crack determinante. Como Serbia, perdió a su base, Thomas Heurtel (Barcelona), pero tiene excelentes reemplazantes.
  4. España: tal vez no esté en el mismo nivel de hace unos años y algunos pueden haber empezado a desconfiar de sus posibilidades. Sin embargo, sigue teniendo un potencial temible con Marc Gasol (Toronto) como principal figuras y rodeado por otros tres NBA: los hermanos Juancho (Denver) y Willy Hernangómez (Charlotte) y Ricky Rubio (Phoenix). Además Sergio Llull está recuperando su mejor forma física. Son un grupo experimentado, compacto y peligroso.
  5. Lituania: aunque parece estar en un segundo escalón respecto de los equipos nombrados anteriormente, los lituanos tienen un juego interior que podría complicar a los norteamericanos, con el peso de Jonas Valanciunas (Memphis) y la capacidad para jugar frente al aro de Domantas Sabonis (Indiana). También tienen experiencia con Mantas Kalnietis (Lokomotiv), Jonas Maciulis (AEK Atenas) y Renaldas Seibutis (Zaragoza). Podrían dar una sorpresa.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.