La apasionante recta final

Roberto De Vicenzo
(0)
8 de diciembre de 2009  

Son las dos semanas más importantes en el calendario del golf argentino. Acaba de finalizar el 22° Torneo de Maestros, con la consagración de Tom Lehman, y ya está en marcha el 104° Visa Open de la Argentina, que ayer tuvo su lanzamiento oficial en la sede de la AAG en Villa Adelina. Pasado mañana empezará la acción con las principales figuras locales.

-Maestro, usted formó parte de la entrega de premios en el Olivos Golf Club. ¿Qué evaluación hace del triunfo de Lehman?

-El torneo se convirtió en una persecución infructuosa al puntero. Al final, nadie pudo darle alcance a este norteamericano, que jugó en forma sólida y no cometió errores que lo hayan comprometido seriamente.

-¿En qué medida cambia su manera de jugar un golfista cuando se ve obligado a descontar una diferencia importante de golpes, como sucedió en el Torneo de Maestros con Miguel Angel Carballo, Daniel Vancsik y Ricardo González, entre otros?

-El estilo y la concepción del juego se mantienen intactos, pero el jugador sí busca arriesgar más. Aunque todo implica un riesgo, porque el campo del Olivos Golf Club se mostró siempre amenazante, con roughs peliagudos y un tiempo inclemente el sábado. En algún momento, si la apuesta por el peligro es permanente, podés pagar las consecuencias.

-Nordelta será por primera vez sede de un Abierto de la República. ¿Con qué escenario nos vamos a encontrar?

-Si el tiempo no ayuda será muy complicado, más que en Olivos. Es una cancha abierta que se expone al viento de manera total. Será interesante observar cómo reaccionarán los jugadores ante este panorama. Para todos ellos significará un desafío novedoso, ya que ninguno jugó en este campo en un contexto de campeonato.

-¿Con qué score se podría ganar?

-Las condiciones climáticas serán juez y parte. Podríamos tener un campeón con un total de +1 o de -10. Es imposible dar un pronóstico con certeza.

-Angel Cabrera está a punto de culminar una temporada extenuante, con muchos compromisos. Su último torneo fue en Sun City, Sudáfrica. ¿Cómo cree que rendirá en Nordelta?

-En la Argentina se produce un fenómeno particular que no se ve en otros países. Todos nuestros jugadores quieren estar en su Abierto y sólo persiguen la gloria, no una garantía económica para formar parte de él. Todos se quieren llevar a la novia , y por supuesto que el Pato es uno de los grandes favoritos.

-¿Cuál es su candidato?

-Andrés Romero es uno de los jugadores más encumbrados que nunca consiguieron el Abierto. Me imagino que no le deben faltar ganas de brillar en este nuevo trazado. Jugó el Torneo de Maestros con un dedo del pie vendado, aunque calculo que estará a punto para dar el gran zarpazo.

-¿Cómo cree que responderá el público?

-Ese es siempre otro de los elementos decisivos en el éxito de cada certamen grande. Nuestros espectadores tienen por costumbre caminar la cancha y seguir a sus jugadores preferidos. No se estacionan en una tribuna, como puede ocurrir con el público inglés, por ejemplo. Ojalá que ese peregrinaje por el recorrido sea lo más agradable posible.

-¿Qué significa ser el campeón del Abierto?

-Una huella muy profunda en la carrera de cualquier jugador. Es una marca que se lleva de por vida: ganar el torneo más importante frente a la gente de tu país. Llevo con orgullo esos nueve triunfos a lo largo de cuatro décadas.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.