Argentino Abierto de polo. El primer impacto para 2018: se disolvió Alegría