Quesada: la sorpresa por el resultado y la buena defensa de Jaguares

Gonzalo Quesada analizó el triunfo ante Lions en Vélez tras el debut en el Super Rugby.
Gonzalo Quesada analizó el triunfo ante Lions en Vélez tras el debut en el Super Rugby. Crédito: VillarPress
Gonzalo Capozzolo
(0)
3 de febrero de 2020  • 17:25

Jaguares goleó a Lions 38-8 en el debut del Súper Rugby y con ello se renovaron las esperanzas de igualar, al menos, lo hecho en la temporada pasada. La partida de jugadores clave, la implementación de un nuevo sistema de juego que no se había lucido en los amistosos y el paso en falso de los Pumas por Japón eran incógnitas válidas en la antesala del torneo. Pero Jaguares no dejó dudas y demostró por qué es el subcampeón del torneo. "No esperábamos este resultado. Como a nosotros, a ellos se les fueron jugadores, pero tienen un poderío importante. Esperábamos un planteo parecido al que se dio, pero no imaginé poder mantener el in-goal prácticamente en cero. Logramos que nuestra defensa fuera sólida y marcamos en la mayoría de las oportunidades que tuvimos", explicó el entrenador Gonzalo Quesada.

En su primer año, el DT se puso como objetivo darle mayor dinámica al equipo. Sorprendió entonces que el nuevo plan de juego buscara darle aún más ritmo y velocidad. Si bien goleó dos veces a Georgia XV, Quesada no se había ido del todo satisfecho. "Para hacerla corta, el sistema busca generar amenazas por todo el ancho de la cancha, que no sea solo una batalla frontal como pueden proponer muchos equipos sudafricanos dadas sus características. Hay tres opciones. La primera es generar mini batallas en todo el ancho de la cancha. En la segunda nos organizamos para atacar las espaldas usando el pie. La tercera opción busca atacar cerca de los rucks con la entrada de los wines una vez que se abrió la defensa. Lo positivo fue que alternamos las tres formas que entrenamos y eso nos hace más peligrosos", comentó Quesada.

La lesión del apertura Joaquín Díaz Bonilla al inicio del partido pareció complicar a Jaguares. Sin embargo, la entrada de Domingo Miotti no resintió el funcionamiento e incluso el tucumano fue una de las grandes figuras. Marcó un try, un penal y anotó las cinco conversiones que tuvo. "Los dos aperturas, como todo el banco de suplentes, sabían el partido que habíamos preparado. Es uno de los puestos más parejos así que no hubo mayores cambios dado que los dos son capaces de ejecutar el plan de juego de la misma manera", sostuvo en DT, que tras el éxodo de algunos jugadores a Europa está dándole rodaje a muchas caras nuevas. Como Miotti, Santiago Carreras y Francisco Gorrissen fueron otros nombres relativamente nuevos que se destacaron.

-En el primer tiempo se mostraron un poco desconectados, y en el segundo mejoraron. ¿Qué pasó?

-Hubiera sido un milagro que los 23 jugadores encuentren una solidez total en el primer partido de Súper Rugby. Creo que hubo situaciones donde nos metieron mucha presión en defensa, donde supieron hacernos lenta la pelota. Defendieron al límite del offside y también defendieron al límite el ruck, lo cual hizo que consumamos más gente ahí. No jugamos solos, Lions tuvo momentos buenos también, nos hizo consumir muchos jugadores y ahí tal vez perdimos un poco de fluidez en el juego. Pasa más por corregir el contacto para que no tengamos que meter tanta gente ahí.

-¿Cómo viste la defensa, sobre todo después de la amarilla a Kremer?

-El punto más flojo de la defensa fue la disciplina. Puede pasar que bajo presión uno pierda un poco el control y pueda hacer penales. Lo que pasó fue que no hicimos muchos penales pero en algunos de ellos no estuvimos bajo presión. Fueron en situaciones casi de equilibrio, que se podrían haber evitado. La amarilla la supimos sacar adelante pero fue un momento clave que nos pudo haber complicado.

-¿Cómo trabajaste la parte anímica después del Mundial?

-El trabajo fue muy parecido al que hicimos antes. Tratamos de mantenernos independientes, más allá de la particularidad de que muchos Jaguares integren el seleccionado nacional. Intentamos meternos rápido en la pretemporada, de hablar del futuro y del gran desafío que se venía. Con jugadores que se habían ido. Hablamos de los sueños, de los objetivos. No sé si hicimos algo en especial, más allá de trabajar en nuestro proyecto de juego, de cómo queremos jugar y por qué queremos hacerlo de esa manera. Todo en coherencia con el proyecto de equipo que queremos lograr. Creo que en ese proceso no hay mucho lugar para hablar de lo que pudo haber pasado antes. Es un trabajo muy profundo de todo el staff, donde hablamos de nuestra filosofía de trabajo. Somos los primeros en estar convencidos y es cuestión de trasladarlo a los jugadores.

-Arrancaron enfrentando a un rival de Sudáfrica, ahora seguirá uno de Nueva Zelanda y luego uno de Australia. ¿Cómo se afrontar esa particularidad?

-Es una de las singularidades del torneo: jugar tres partidos de local contra tres equipos de diferentes países y estilos muy diferentes. En esto hay que tener mucho cuidado. Sabemos que contra Hurricanes nos espera un partido muy diferente, que viene con el orgullo tocado después de como perdieron con Stormers (28-0). Lo que está bueno es que hay pocos partidos para analizar. El problema del coach, a medida que avanza el torneo, es que tenés muchos partidos propios y del rival para ver. Uno consume muchas más imágenes del adversario. Cuando hay menos partidos estás obligado a focalizarte más en lo tuyo, más allá de lo que puedas esperar del rival.

El debut

Jaguares goleó a Lions 38-8 en el debut del Súper Rugby y con ello se renovaron las esperanzas de igualar, al menos, lo hecho en la temporada pasada. La partida de jugadores clave, la implementación de un nuevo sistema de juego que no se había lucido en los amistosos y el paso en falso de los Pumas por Japón eran incógnitas válidas en la antesala del torneo. Pero Jaguares no dejó dudas y demostró por qué es el subcampeón del torneo. "No esperábamos este resultado. Como a nosotros, a ellos se les fueron jugadores, pero tienen un poderío importante. Esperábamos un planteo parecido al que se dio, pero no imaginé poder mantener el in-goal prácticamente en cero. Logramos que nuestra defensa fuera sólida y marcamos en la mayoría de las oportunidades que tuvimos", explicó el entrenador Gonzalo Quesada.

No esperábamos este resultado. Como a nosotros, a ellos se les fueron jugadores, pero tienen un poderío importante.
Gonzalo Quesada

En su primer año, el DT se puso como objetivo darle mayor dinámica al equipo. Sorprendió entonces que el nuevo plan de juego buscara darle aún más ritmo y velocidad. Si bien goleó dos veces a Georgia XV, Quesada no se había ido del todo satisfecho. "Para hacerla corta, el sistema busca generar amenazas por todo el ancho de la cancha, que no sea solo una batalla frontal como pueden proponer muchos equipos sudafricanos dadas sus características. Hay tres opciones. La primera es generar mini batallas en todo el ancho de la cancha. En la segunda nos organizamos para atacar las espaldas usando el pie. La tercera opción busca atacar cerca de los rucks con la entrada de los wines una vez que se abrió la defensa. Lo positivo fue que alternamos las tres formas que entrenamos y eso nos hace más peligrosos", comentó Quesada.

La lesión del apertura Joaquín Díaz Bonilla al inicio del partido pareció complicar a Jaguares. Sin embargo, la entrada de Domingo Miotti no resintió el funcionamiento e incluso el tucumano fue una de las grandes figuras. Marcó un try, un penal y anotó las cinco conversiones que tuvo. "Los dos aperturas, como todo el banco de suplentes, sabían el partido que habíamos preparado. Es uno de los puestos más parejos así que no hubo mayores cambios dado que los dos son capaces de ejecutar el plan de juego de la misma manera", sostuvo en DT, que tras el éxodo de algunos jugadores a Europa está dándole rodaje a muchas caras nuevas. Como Miotti, Santiago Carreras y Francisco Gorrissen fueron otros nombres relativamente nuevos que se destacaron.

-En el primer tiempo se mostraron un poco desconectados, y en el segundo mejoraron. ¿Qué pasó?

-Hubiera sido un milagro que los 23 jugadores encuentren una solidez total en el primer partido de Súper Rugby. Creo que hubo situaciones donde nos metieron mucha presión en defensa, donde supieron hacernos lenta la pelota. Defendieron al límite del offside y también defendieron al límite el ruck, lo cual hizo que consumamos más gente ahí. No jugamos solos, Lions tuvo momentos buenos también, nos hizo consumir muchos jugadores y ahí tal vez perdimos un poco de fluidez en el juego. Pasa más por corregir el contacto para que no tengamos que meter tanta gente ahí.

-¿Cómo viste la defensa, sobre todo después de la amarilla a Kremer?

-El punto más flojo de la defensa fue la disciplina. Puede pasar que bajo presión uno pierda un poco el control y pueda hacer penales. Lo que pasó fue que no hicimos muchos penales pero en algunos de ellos no estuvimos bajo presión. Fueron en situaciones casi de equilibrio, que se podrían haber evitado. La amarilla la supimos sacar adelante pero fue un momento clave que nos pudo haber complicado.

-¿Cómo trabajaste la parte anímica después del Mundial?

-El trabajo fue muy parecido al que hicimos antes. Tratamos de mantenernos independientes, más allá de la particularidad de que muchos Jaguares integren el seleccionado nacional. Intentamos meternos rápido en la pretemporada, de hablar del futuro y del gran desafío que se venía. Con jugadores que se habían ido. Hablamos de los sueños, de los objetivos. No sé si hicimos algo en especial, más allá de trabajar en nuestro proyecto de juego, de cómo queremos jugar y por qué queremos hacerlo de esa manera. Todo en coherencia con el proyecto de equipo que queremos lograr. Creo que en ese proceso no hay mucho lugar para hablar de lo que pudo haber pasado antes. Es un trabajo muy profundo de todo el staff, donde hablamos de nuestra filosofía de trabajo. Somos los primeros en estar convencidos y es cuestión de trasladarlo a los jugadores.

-Arrancaron enfrentando a un rival de Sudáfrica, ahora seguirá uno de Nueva Zelanda y luego uno de Australia. ¿Cómo se afrontar esa particularidad?

-Es una de las singularidades del torneo: jugar tres partidos de local contra tres equipos de diferentes países y estilos muy diferentes. En esto hay que tener mucho cuidado. Sabemos que contra Hurricanes nos espera un partido muy diferente, que viene con el orgullo tocado después de como perdieron con Stormers (28-0). Lo que está bueno es que hay pocos partidos para analizar. El problema del coach, a medida que avanza el torneo, es que tenés muchos partidos propios y del rival para ver. Uno consume muchas más imágenes del adversario. Cuando hay menos partidos estás obligado a focalizarte más en lo tuyo, más allá de lo que puedas esperar del rival.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.