Nueva Zelanda-Australia, sublime: la final soñada en el escenario ideal

Por primera vez en la historia las dos potencias definirán el título; desde las 13 por ESPN y TV Pública
Jorge Búsico
(0)
31 de octubre de 2015  • 08:17

Fuente: EFE

LONDRES. ¿Será Richie McCaw el primer jugador en la historia en levantar dos veces la copa William Webb Ellis? ¿Será Australia el único en festejar, y por tercera vez, en suelo británico? "La final soñada", como la definió Graham Henry, tendrá hoy lugar en el escenario soñado: Twickenham, la Catedral del rugby. Desde las 13 de la Argentina, los All Blacks y los Wallabies buscarán su tercer título mundial en un partido al que además llegan invictos.

Los protagonistas de la Bledisloe Cup, una de las Copas más antiguas en el rugby mundial, se enfrentarán por primera vez en una final de un Mundial. Será un partido, además, entre los dos mejores seleccionados del momento. Los All Blacks, defensores del título, han sido prácticamente imbatibles en los últimos cuatro años. Uno de los pocos que los vencieron fueron, precisamente, los Wallabies, y en la definición del reciente Rugby Championship.

El partido promete ser espectacular, ya que los dos llegan en un sublime momento rugbístico. Los All Blacks, que penaron para sortear a los Springboks en las semifinales, sólo mostraron su poderío a pleno ante Francia, en cuartos de final, pero es un equipo en condiciones de llevarse de nuevo la Copa.

Los Wallabies, en tanto, vienen en ascenso. Como siempre, son temibles en los Mundiales y se agrandan especialmente en suelo británico: acá ganaron sus dos torneos, en Twickenham 1991 y en el Millennium 1999. En ambas ocasiones la Reina Isabel les entregó la copa. Hoy estará para ese menester el príncipe Harry.

Desde la sapiente conducción de Michael Cheika, los australianos han jugado un Mundial espectacular, sacando en fila a todos los británicos: Inglaterra, Gales y Escocia. Y en la semifinal con los Pumas jugaron un rugby de excelencia, con un breakdown alucinante que fue decisivo en el primer tiempo.

El partido tiene varios lugares por donde puede definirse. Juegan tan bien ambos y manejan tantas opciones, que dar una en especial es inútil. Los dos tienen velocidad y precisión como ningún otro seleccionado, por lo que se prevé un partido de ida y vuelta, sin tregua. Además, no está anunciado lluvia y el árbitro será el que me mejor interpreta el rugby, el galés Nigel Owens.

Algunos duelos fenomenales serán los de los aperturas (Dan Carter y Bernard Foley, quizá el mejor 10 del Mundial), los de las terceras líneas (fabulosas ambas), los tres del fondo (increíbles duplas de 11-14-15) y el scrum, en el cual los Wallabies intentrarán sacar alguna diferencia.

Para los All Blacks serán la gran prueba de ver si pueden salir campeones del mundo fuera de su tierra, ya que los dos títulos (1987 y 2011) los ganaron en Nueva Zelanda. Y, también, una situación emocional trascendente: será el último partido de Richie McCaw, el gran símbolo del rugby en la última década, y el último test con la camiseta negra de esa gran camada integrada por Dan Carter, Conrad Smith, Ma’a Nonu y Keven Mealamu.

Como en 2011, la final tendrá otra vez a un argentino. En la última, Gonzalo Quesada estuvo en el staff de Francia como entrenador de pateadores; en esta, Mario Ledesma estará como coach de scrum de los Wallabies. Ambos, a su manera, llevaron el espíritu Puma a esos equipos.

El mejor Mundial de la historia, el que batió todos los récords de asistencia y televidentes, consagrará hoy al mejor seleccionado del mundo. Será, además, la segunda final entre dos equipos del Hemisferio Sur, luego de la de los Springboks y los All Blacks, en 1995. La mesa está servida para ver rugby del mejor.

Las formaciones

Nueva Zelanda: Bem Smith; Nehe Milner-Skudder, Conrad Smith, Ma'a Nonu, Julian Savea; Dan Carter, Aaron Smith; Kieran Read, Richie McCaw (capt), Jerome Kaino; Sam Whitelock, Brodie Retallick; Owen Franks, Dane Coles, Joe Moody.

Suplentes: Keven Mealamu, Ben Franks, Charlie Faumuina, Victor Vito, Sam Cane, Tawera Kerr-Barlow, Beauden Barrett, Sonny Bill Williams.

Head Coach: Steve Hansen (NZL).

Australia: Israel Folau; Adam Ashley-Cooper, Tevita Kuridrani, Matt Giteau, Drew Mitchell; Bernard Foley, Will Genia; David Pocock, Michael Hooper, Scott Fardy; Rob Simmons, Kane Douglas; Sekope Kepu, Stephen Moore, Scott Sio.

Suplentes: Tatafu Polota-Nau, James Slipper, Greg Holmes, Dean Mumm, Ben McCalman, Nick Phipps, Matt Toomua, Kurtley Beale.

Head Coach: Michael Cheika (AUS).

Árbitro: Nigel Owens (Gales).

av/ph

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.