Plaga. Alerta por la oruga cogollera

La plaga puede generar fuertes daños
La plaga puede generar fuertes daños
(0)
1 de agosto de 2019  

Recibe los nombres de gusano cogollero, oruga cogollera u oruga militar tardía. Se trata de la especie lepidóptera (polilla, para ser más exactos) Spodopter frugiperda, actualmente, una de las plagas más importantes del maíz en la Argentina, Brasil y Colombia. Ha causado estragos en África y se está extendiendo también por China y Australia.

Un informe de la Asociación de Semilleros Argentinos (ASA) señala que "esta plaga puede causar daños en cualquier estadio del cultivo, según la fecha de siembra y región, actuando como cortadora en la implantación; como defoliadora, dañando el cogollo, en etapas vegetativas; incluso dañando el tallo, como barrenadora, en condiciones de sequía, o atacando la espiga en estadios reproductivos".

ASA recuerda que en la Argentina, los maíces transgénicos con protección contra insectos (maíces Bt) se introdujeron en 1998, y permitieron ampliar la fecha y región de siembra de este cultivo. "Al producir sus propias proteínas insecticidas, estos maíces pueden sembrarse en áreas donde antes no era posible debido a la alta presión de las plagas y la baja eficacia de los tratamientos de control disponibles", señala y añade que "al poder atrasar la fecha de siembra, los maíces Bt permiten aprovechar mejor la oferta hídrica y escapar a situaciones de estrés en el momento crítico, asegurando estabilidad en el rendimiento". Actualmente, el maíz tardío ocupa el 45% de la superficie. Pero la plaga ya desarrolló resistencia a una proteína Bt y su control con insecticidas tiene baja eficacia la mayoría de las veces.

En Brasil, los maíces Bt se introdujeron diez años después que en la Argentina, y su adopción fue muy rápida para el control de esta plaga. La situación del país vecino es similar a la del nuestro en cuanto a eventos aprobados para su control y estatus de la resistencia, tanto a los maíces Bt como a algunos insecticidas químicos.

En África Central, la oruga cogollera fue detectada en 2016, y desde ese momento se ha expandido por todo el continente y ha llegado a Yemen. También se expandió por India. Su manejo se ha convertido en prioridad para las autoridades, ya que esta plaga encuentra condiciones climáticas óptimas para sobrevivir todo el año. Afecta a doce países y causa pérdidas de 1000 a 4000 millones de dólares por año. Debe controlarse con insecticidas químicos o biológicos ya que los maíces Bt no están aprobados para cultivo.

Las proteínas Bt están presentes durante todo el ciclo del cultivo y, por lo tanto, ejercen presión de selección sobre la plaga. Como cualquier herramienta para el control de insectos, si se usan repetidamente sin el manejo adecuado, llevan a la selección de individuos resistentes. En el caso de Spodoptera es necesario realizar un manejo regional y proactivo de la resistencia, especialmente entre Brasil y la Argentina, por la capacidad de migración que tiene.

"La principal estrategia para retrasar la resistencia es la siembra del refugio en cada lote de maíz Bt, y adoptar otras prácticas de manejo, como rotación de cultivos, monitoreo durante todo el ciclo y control con insecticidas cuando se llegue al umbral", afirma ASA.

Amenaza en China

En China, la oruga cogollera se detectó en enero de este año y ya amenaza la oferta de maíz del gigante asiático. Algunos expertos afirman que si China contara con maíces Bt el problema sería menos grave. Se espera que la plaga ingrese en el corto plazo en Japón y Corea del Sur y provoque más daños.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.