Por la desaceleración económica de China, Apple redujo sus ventas y se desploman sus acciones

China es el tercer mercado de Apple, con casi US$ 52.000 millones de ventas en el último año fiscal de la compañía
China es el tercer mercado de Apple, con casi US$ 52.000 millones de ventas en el último año fiscal de la compañía Fuente: Reuters
Jack Nicas
Keith Bradsher
(0)
3 de enero de 2019  • 15:01

SAN FRANCISCO – Apple redujo ayer sus expectativas de ingresos por primera vez en 16 años debido a las pobres ventas del iPhone en China, algo inesperado que destaca la desaceleración de la economía china y promueve temores de nuevos remezones en los mercados globales.

El anuncio sorpresivo de Apple fue la confirmación más clara hasta hoy de que la economía china está en serios problemas. El esfuerzo de Pekín en la primavera boreal pasada por restringir el crédito, que provocó una desaceleración, y una guerra comercial que se intensifica con Estados Unidos, han perturbado a los consumidores y la gente de negocios por igual.

"Apple es un termómetro" dijo Mark Zandi, jefe de economistas de Moody’s Analytics. "El iPhone es algo que todos conocen y compran y si la gente no lo compra, entonces es una señal bastante clara de que enfrentan tiempos difíciles".

No está claro si este es un problema de Apple en particular o si la economía china en desaceleración afectará a otras compañías estadounidenses, especialmente los gigantes de la tecnología y los fabricantes de autos de Detroit. Como sea, los inversores se sentirán nerviosos, especialmente luego de los recientes movimientos en las bolsas. Las acciones tecnológicas, que dieron impulso al alza de los mercados en los últimos años, ahora los arrastran hacia abajo.

Con más de 40 tiendas y cientos de millones de iPhone vendidos en el país, pocas compañías estadounidenses han sido tan exitosas o tienen tanto que perder como Apple en China. China es el tercer mayor mercado de Apple, con casi US$ 52.000 millones en ventas en el año fiscal más reciente de la compañía, mayormente por ventas de iPhone.

La compañía dijo que esperaba ingresos de alrededor de US$ 84.000 millones en el trimestre que terminó el sábado, lo que es una baja respecto de estimaciones previas de entre US$ 89.000 millones y US$ 93.000 millones. Eso significaría una baja de casi el 5% respecto del mismo trimestre hace un año.

El CEO de Apple, Tim Cook, dijo que la baja de las ventas en China, Hong Kong y Taiwán superaría los US$ 4300 millones de declinación de los ingresos.

"Si bien anticipamos algunos desafíos en mercados emergentes claves, no previmos la magnitud de la desaceleración económica, en particular en la gran China", dijo Cook en una carta a los inversores. "Creemos que el ambiente económico en China se ha visto impactado más por las crecientes tensiones comerciales con Estados Unidos".

El alerta de ingresos de Apple hizo caer sus acciones más del 7% en las operaciones fuera de hora el miércoles por la noche, lo que hizo bajar su cotización de mercado a menos de US$ 700.000 millones. Apple se convirtió en la primera compañía en superar la cotización de un billón de dólares en agosto.

La declinación del precio de sus acciones podría tener un efecto de onda expansiva. Los mercados asiáticos operaron a la baja temprano el jueves y los indicadores a futuro que predicen el desempeño de Wall Street sugieren que las acciones caerán allí por la mañana también.

Cook durante años ha navegado la política complicada de China, incluyendo el ajuste de los controles sobre internet, pero la postura más dura de la administración Trump hacia este país presenta un desafío.

El iPhone fue eximido de la primera ronda de aranceles sobre productos armados en China. Pero Cook dijo ayer que las tensiones comerciales y la volatilidad que las acompañan en los mercados globales han pesado sobre los consumidores chinos y las ganancias de Apple.

Las otras fuentes de ingresos de la compañía, incluyendo el iPad, la Mac y las ventas de software, juntas tuvieron un incremento de casi el 19% en el trimestre. Apple dijo que en Estados Unidos y otros mercados desarrollados como Alemania y Corea del Sur, en realidad tuvo ingresos récord. La compañía recientemente dijo que terminaría con una costumbre de larga data y ya no presentaría cifras de ventas unitarias del iPhone por separado, cambio que inquietó a los inversores.

Mientras Apple mostró ventas globales de iPhone prácticamente sin cambios en el tercer trimestre, su rival chino, Huawei, tuvo un salto del 33% comparado con el mismo período hace un año, según la firma de estudios de mercado Counterpoint. Las cifras ayudaron a Huawei a mantener su estatus como segundo mayor fabricante de celulares inteligentes en el mundo detrás de Samsung, que tuvo una caída del 13% en sus ventas en el mismo trimestre.

Huawei ha crecido pese a la desaceleración china, al ingresar la compañía en otros mercados. En el tercer trimestre, sus ventas aumentaron 13% en China, pero 60% fuera del país.

No es difícil encontrar señales de nerviosismo respecto del gasto en China, especialmente entre los consumidores de alta gama que dominan la compra de los costosos teléfonos y notebooks de Apple, mucho más caros que las marcas locales.

Muchos restoranes caros en Pekín y Shangai se veían casi vacíos a comienzos de diciembre. Las tarifas en los hoteles cinco estrellas de ambas ciudades, que oscilan continuamente en cuanto a los precios en internet en estos tiempos, basados en la demanda, de pronto se hundieron a comienzos de diciembre y los restoranes frecuentados por ejecutivos se vaciaron.

Las ventas de autos cayeron en porcentajes récord en septiembre, octubre y noviembre comparado con un año antes, cada mes peor que el anterior. Ejecutivos automotrices dicen que los primeros informes muestran que diciembre también fue un mes terrible para las ventas. Automotrices como General Motors, Ford y Volkswagen dependen mucho del mercado chino y han informado de caídas verticales en sus ventas en los últimos meses.

Departamentos sin vender están atestando el mercado inmobiliario del país y erosionando los precios. Eso es una gran amenaza para el crecimiento económico en el nuevo año, porque la frenética construcción y provisión de artefactos para viviendas nuevas representó un cuarto o más del producto económico en los últimos años, superando incluso las exportaciones.

Hay señales más amplias de preocupaciones económicas. Estudios oficiales y privados difundidos en la última semana muestran que los gerentes de compras en China prevén que la economía empeorará considerablemente. Han caído los nuevos pedidos y las exportaciones están flaqueando. "Lo peor está por venir" dijo Mizuho Securities en un informe de un estudio el lunes.

La conducción de Pekín no ha tratado de promover el sentimiento anti Estados Unidos en la guerra comercial con la administración Trump. Por cierto, desde que el presidente Xi Jinping de China logró una tregua temporaria con el presidente Donald Trump el 1 de diciembre en Buenos Aires, los medios estatales chinos se han esforzado por evitar criticar a Estados Unidos.

Pero las tensiones siguen creciendo. La reciente detención por Canadá de la jefa financiera de Huawei, Meng Wanzhou, por un pedido de Estados Unidos, ha llevado a temores de acciones en venganza contra compañías o ejecutivos de EE.UU. Meng es hija del fundador de la compañía.

La administración Trump hasta ahora evitó imponer aranceles a celulares inteligentes de China. Pero si eso sucede, Apple, con su casi completa dependencia de fábricas en China continental, podría encontrarse en desventaja frente a su archirival global, Samsung, que hace celulares en una mayor variedad de países.

"Si la gente no está comprando iPhones, probablemente no esté comprando nada más", dijo Zandi. "Simboliza lo profundos que son los problemas económicos chinos y se puede conectar los puntos directamente con la guerra comercial".

The Ney York Times

Traducción de Gabriel Zadunaisky

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.