Venden jugos exprimidos cien por cien naturales con buen precio en el exterior

Los socios Martín Carro y José Molestina, acompañados por Marcos Mercado, gerente de Planificación
Los socios Martín Carro y José Molestina, acompañados por Marcos Mercado, gerente de Planificación
Loris María Bestani
(0)
19 de marzo de 2020  

Martín Carro y José Carlos Molestina cursaron la universidad en Buenos Aires pero fue en Brasil donde se conocieron tiempo después y tuvieron la idea de asociarse y fundar PuraFrutta cuando vieron el nicho poco explorado en Argentina de jugos de fruta hechos a partir de fruta fresca y no de concentrados (conocidos como Not From Concentrate o NFC por su sigla en inglés). "NFC es una tendencia en el mundo y apostamos a este producto en Argentina", recuerdan.En la Argentina se producen 300 millones de litros de jugos, pero solo 30 millones 100% naturales. En Chile o Brasil cuestan US$3 pero en la Argentina el precio solo llega a US$2.30.

La dupla, integrada por un neuquino con título de Ingeniero Industrial (Carro) y un ecuatoriano licenciado en Comunicación (Molestina), se lanzó en 2014 tras su sueño de convertirse en jugadores de peso en el segmento de jugos cien por cien exprimidos. Hoy tienen una planta en Centenario, provincia de Neuquén, sus oficinas administrativas en Buenos Aires y productos que se distribuyen en las grandes cadenas de supermercados y en el canal dietético en varias provincias del país (el 90 por ciento se concentra en CABA, Gran Buenos Aires y la Patagonia -Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego-).

Además, ya hicieron exportaciones a Colombia, Uruguay y, con viento a favor, este año lo harán a Brasil. Salir al encuentro de mercados en América Latina fue también, según explican los fundadores, una consecuencia de las sucesivas devaluaciones. "El 70 por ciento de nuestros costos es en dólares, pero vendemos en pesos", dicen. "No podemos jugar un partido tan desbalanceado; necesitamos aumentar el componente de exportación para atenuar la imprevisibilidad y los cimbronazos," se explayan. "Mientras que en 2016 el volumen de ventas era de 40 millones de litros, hoy ronda los 25", agregan en relación al brusco descenso que hubo en la demanda de su segmento de mercado.

Desde mediados de 2017 y con la incorporación de Marcos Mercado como socio gerente, la empresa tomó la decisión de envasar los jugos con tecnología de Tetrapak, lo que permitió que tuvieran una vida útil de doce meses sin cadena de frío. Fue a partir de entonces cuando la compañía comenzó un proceso de crecimiento y también a participar en ferias de América Latina en busca de nuevos mercados.

En 2019 tuvo lugar la primera exportación para una cadena de supermercados en Colombia a través del grupo alimenticio francés Casino, dueño de Grupo Éxito en Colombia y de la cadena Libertad en el norte de Argentina, entre varias otras operaciones en el mundo. En PuraFrutta subrayan que su intención no es colocar el producto sino estar lo más cerca posible de los consumidores y escucharlos. Hoy hay degustaciones en las doce sucursales de más alta gama de Bogotá y Medellín y tienen una cuenta en Instagram de Purafrutta Colombia al mando de un influencer.

En Uruguay también están presentes, pero con una dinámica diferente. Trabajan con un distribuidor que es quien maneja el contacto con los comercios por lo que se les dificulta, por ejemplo, hablar directamente con el dueño de un almacén saludable en Montevideo. Por su parte, Brasil siempre les resultó de sumo interés por el tamaño de su mercado. Recién este año estarán en San Pablo con un importador definido que distribuirá el producto en el país.

"PuraFrutta es el jugo que uno se haría en su casa", sintetizan respecto de su valor agregado. Y en efecto, su slogan es 100 por 100 jugo 0 por ciento chamuyo. También hacen especial hincapié en el tiempo que le dedican a limpiar las máquinas en la planta.

Si bien los socios confiesan que es fácil tentarse y desarrollar nuevos productos sobre la base de la marca ya construida, quieren permanecer fieles a la producción de jugo exprimido solamente, que es lo que los hace diferentes, ya que el mercado de los demás jugos está en manos de las multinacionales. Sí diversificaron en los sabores y tamaños de los envases. En la planta de Centenario hoy procesan frutilla y distintas variedades de manzana del Alto Valle al igual que kiwis traídos de Buenos Aires y naranjas de Brasil, que utilizan en diferentes blends. .

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.