El dólar pasó los $62, pese a que el BCRA vendió más reservas

La City, ayer, cuando apenas había abierto el mercado
La City, ayer, cuando apenas había abierto el mercado Crédito: Fernando Massobrio
Trepó otro 8% y acumula 33% en tres días, al cabo de una rueda en la que la intervención oficial aportó US$4,1 de cada 10 negociados; preocupa que, pese a la fuerte suba, se haya intensificado la demanda
Javier Blanco
(0)
15 de agosto de 2019  

El dólar aceleró su tendencia alcista ayer luego de la batería de medidas que, antes de la apertura de los mercados, anunció el presidente Mauricio Macri, dejando a la vista que aquellas no calmaron a los mercados.

Dicha percepción encuentra más sustento cuando se observa que la cotización del dólar, que venía de trepar más de 23% en dos ruedas, se disparó más de 8%, lo que hizo que el precio del billete alcance un nuevo récord de $60,45 y $62,18 en promedio para la venta mayorista y al público, respectivamente.

Pero, en especial, porque esto sucedió pese a que el Banco Central ( BCRA) intensificó sus intervenciones sobre el mercado: volcó US$248 millones de las reservas en 5 subastas, casi el total de US$250 millones que tiene formalmente permitido por el FMI usar para intervenir en una jornada (a menos que pida y logre una autorización del organismo).

Sin embargo, lo más inquietante es que el nuevo aumento en el precio del billete se registró en una jornada en la que el volumen de negocios con dólares al contado creció hasta US$753,4 millones, 22% más que lo operado anteayer y 37% por encima de lo transado el lunes, cuando el resultado de las PASO sorprendió al mercado.

Eso deja a la vista un importante aumento en la demanda (hasta ahora no venía convalidando la disparada), más allá del encarecimiento de $15,65 que tuvo el precio del billete en apenas tres días.

"Es el primer día de esta nueva crisis en que se nota un incremento del volumen acorde con la suba del valor del dólar. Esto muestra que las autoridades no pudieron estabilizarlo con las nuevas medidas adoptadas y dejaron pasar otra oportunidad", señaló Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios.

"Un aumento de volumen con fuerte suba de precios es una señal preocupante porque indica que hay fuerza compradora. Y no es casual esta reacción: los anuncios económicos del Gobierno parecen haber sido redactados por la oposición, pero nadie explica de dónde va a salir la plata. Esto da cuerpo al peor temor de los inversores: los dos principales candidatos tienen incentivos al deterioro económico, para cruzarse culpas, y se lanzaron a apostar por eso", explicó el economista y consultor Iván Carrino, de ICYAsociados.

La sensación de un mercado cambiario ingresando en una dinámica inquietante se fortalece al observarse que pese a que el Estado en su conjunto aumentó su aporte de divisas al mercado ya que a la venta de reservas hay que agregar la subasta crónica de US$60 millones por cuenta y orden del Tesoro nacional, lo que equivale a ventas totales por 308 millones. Esto quiere decir que 4,10 de cada 10 dólares negociados en plaza ayer fueron oficiales (aporte que había rondado el 33% en las dos jornadas previas).

Tampoco surtió efecto el único dato relativamente positivo que tuvo la rueda: por segundo día consecutivo (tras el fuerte traspié del lunes) el BCRA pudo no solo renovar el total de la deuda en Letras de Liquidez (Leliq) que vencía, sino hasta absorber $25.000 millones extras. Y que lo consiguió con otro módico aumento de 7 puntos básicos en la tasa de referencia, que cerró al 74,93% anual.

Para los operadores más avezados, el aumento que mostró el volumen de operaciones al contado con el dólar se debió a que la fila de demandantes se engrosó. "A la demanda de fondos y grandes inversores se comenzó a acoplar la de algunos ahorristas que ya no quieren saber nada con mantener inversiones en pesos", resumió uno de ellos. Eso no ocurría desde los aciagos días de la corrida de 2018, ya que el proceso de dolarización preelectoral había sido ordenado y, de hecho, sin impacto sobre la cotización del billete.

La expectativa está puesta en la lectura que tendrá el mercado del reclamado diálogo que entablaron, luego de cerradas las operaciones, el candidato Alberto Fernández, triunfador en las PASO del domingo, y Macri. Y en lo que podrían haber aportado algunas definiciones, como la que ensayó en el atardecer el economista Emanuel Alvarez Agis, uno de los asesores del candidato opositor, quien sostuvo que "el dólar a $47 estaba bien" y con el de ahora "a $60 estamos recontra bien. Nos pasamos", en un evento realizado por la bursátil Allaria Ledesma.

Después de todo, se necesitan señales políticas para evitar que el mercado tome nuevamente una dinámica de corrida.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.