En busca del próximo Harry Potter

Alexandra Alter
(0)
25 de agosto de 2011  

Erin Morgenstern, una pintora de duendes, con pelo oscuro y aficionada a los sombreros, el tarot y los relojes antiguos no ha publicado ni siquiera un cuento corto. Sin embargo, con el lanzamiento de su primera novela en septiembre, está en el centro de una competencia de alto calibre en la industria del entretenimiento: la carrera para descubrir al próximo Harry Potter.

The Night Circus, la novela de Morgenstern, cuenta la historia de dos magos enamorados que compiten en un circo a fines del siglo XIX. La editorial Doubleday pagó un adelanto de seis cifras por la historia. Unas 30 editoriales in-ternacionales han comprado los derechos para publicarla fuera de Estados Unidos. Planeta tiene los derechos en español y planea sacar a la venta el libro en América Latina a comienzos de 2012. Algunos países han pagado cantidades millonarias, algo que habitualmente se reserva para los autores con un éxito comprobado.

Los estudios de Hollywood, ansiosos por encontrar el próximo éxito de taquilla luego del final de la serie de Harry Potter (que generó US$7.000 millones), empezaron a merodear inmediatamente una vez que el libro fue vendido. Summit Entertainment, la compañía detrás de la franquicia de Crepúsculo (Twilight), ganó los derechos cinematográficos en enero y ha estado presentando la novela a los seguidores de Crepúsculo con la esperanza de crear una base de entusiastas. David Heyman, productor de las películas de Harry Potter, está en negociaciones para producir la adaptación.

Las librerías, que han estado de capa caída debido al auge de los libros digitales, tienen la esperanza de que The Night Circus sea un estímulo para las ventas en un mundo sin Harry Potter. Para generar una nueva base de seguidores, algunos locales planean fiestas para el día de la publicación, con magos, malabaristas y un ambiente circense, similar al del libro.

"Es el momento perfecto porque la última película de Harry Potter acaba de estrenarse y los vampiros están un poco gastados", dijo Christin Evans, propietaria de Booksmith, una librería en San Francisco.

Morgenstern y su editor enfrentan una dura competencia en la carrera por encontrar el próximo gran libro de fantasía. The Night Circus tiene elementos de Harry Potter (magia), Crepúsculo (romances prohibidos) y de la trilogía postapocalíptica Los Juegos del Hambre (una competencia en la que sólo el ganador sobrevive). Pero le faltan algunas características claves que ayudaron a que esos libros se transformaran en grandes franquicias. Morgenstern no escri-bió la novela como el comienzo de una serie. Y aunque los editores y librerías la están presentando a los fanáticos como ficción para adultos jóvenes, es un título para adultos que estará en la sección de ficción general, lo que limitará su exposición a los lectores jóvenes,

La novela llega a un mercado congestionado. Los editores están pagando altos adelantos por libros de autores debutantes que prometen atraer a adultos y jóvenes y llegar a aficionados de la ficción comercial y literaria. Legend, la trilogía distópica de la artista de juegos en línea Marie Lu, ambientada en Los Ángeles en el año 2130, se publicará antes de fin de año. La serie fue vendida a Putnam por un monto de seis cifras y ha despertado el interés de CBS Films. La novelista debutante Karen Thompson Walker recibió un avance de siete cifras de Random House por su novela The Age of Miracles que será publicada en 2012. La trama gira en torno a una niña de California cuya angustia adolescente se agrava por un desastre cósmico cuando la rotación de la tierra se desacelera.

La frenética competencia se produce en un momento agitado para el mundo editorial. En la era digital, las presentaciones extravagantes de libros, similares a la premiere de una película, se han vuelto cruciales para llamar la atención.

La campaña de marketing multimedia para The Night Circus ciertamente parece más apropiada para el estreno de un éxito de Hollywood que para el lanzamiento de la primera novela de una autora desconocida.

Aunque todavía faltan semanas para su lanzamiento, se ha formado un ejército de evangelistas de The Night Circus, con las librerías en primera fila. Page & Palette, una tienda de libros independiente de Fairhope, en Alabama, está organizando una fiesta con una carpa de circo y un mago.

Doubleday ya incrementó la primera edición de la novela de 100.000 a 150.000 ejemplares basándose en la demanda de los libreros. Hace poco, en las oficinas de la editorial en Manhattan, Morgenstern pasó horas firmando unas 2.200 copias de su novela.

La autora tuvo un ascenso poco ortodoxo al estrellato literario. Morgenstern, de 33 años, nunca ha salido de EE.UU. y apenas comenzó los trámites para obtener un pasaporte. Estudió teatro y diseño de iluminación y luego de graduarse en 2000, comenzó a trabajar como asistente de oficina, algo que la hacía sentir miserable. Luego de unos años, con el apoyo de su entonces esposo, dejó de trabajar y se dedicó a pintar y a escribir, pasando largas y solitarias horas en su casa en Boston. En 2005 empezó a escribir un manuscrito para una competencia literaria, pero a mitad de camino su proyecto de estancó.

Muy poco de ese borrador sobrevivió, pero surgió la idea de enviar a sus personajes al circo. Trabajó por impulsos durante los siguientes años, escribiendo una extendida serie de viñetas separadas con magos, acróbatas y un par de mellizos adivinos. Treinta agentes literarios la rechazaron. "Muy amablemente me dijeron que el libro era un revuelto", dice.

En un punto estaba tan desanimada, que consideró destruir el libro. Finalmente, algunos agentes la contactaron con sugerencias y revisiones alentadoras.

Morgenstern perfeccionó la trama y enlazó las viñetas del circo. Produjo una novela más convencional centrada en dos personajes, Celia, la hija de un famoso mago, y Marco, un huérfano entrenado por un mago rival. Los magos ve-teranos hacen que sus estudiantes compitan en un circo nocturno. Sus creaciones incluyen un carrusel con animales míticos que cobran vida, un laberinto que flota en una nube y un jardín de hielo. A pesar de las advertencias de sus mentores, Celia y Marco se enamoran.

El agente de Morgenstern, Richard Pine, de Inkwell Management, envió el manuscrito completo y recibió ofertas de varias editoriales. Lo vendió una semana después. Morgensternestaba tan sorprendida que dejó el cheque de la editorial en su escritorio durante un mes, sin estar segura de qué hacer.

Aunque siente que la atención que se le está dando a su novela es abrumadora, sigue la corriente. Estos días, Morgenstern se prepara para una gira de seis semanas por 14 ciudades y posiblemente para una vida en el estrellato literario.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.