Invertirán $ 4 millones para relanzar Buenos Aires Design

Después de la crisis, IRSA busca reflotar el shopping sumando nuevos locales
Alfredo Sainz
(0)
30 de mayo de 2003  

Los shopping centers lograron cortar la virtual dependencia que tenían del turismo internacional y ya comenzaron a beneficiarse con la incipiente recuperación de la demanda interna, según consideran los especialistas. En abril, el sector batió su récord de ventas y los principales centros comerciales de la ciudad no sólo volvieron a tener lista de espera para ocupar sus locales, sino que también desempolvaron viejos proyectos de expansión.

"En su mejor momento, el turismo llegó a representar más del 20% de las ventas en algunos shoppings, como Patio Bullrich, Alto Palermo o Abasto, pero hoy estamos como en las mejores épocas en materia de facturación y ocupación de locales gracias a la recuperación de la demanda argentina", sostiene Eduardo Goilenberg, director de Nuevos Negocios del grupo Alto Palermo, dueño de los principales shoppings porteños.

El proyecto más importante que tiene el holding controlado por IRSA es el relanzamiento del Buenos Aires Design, que incluye la incorporación de catorce locales y una inversión de $ 4 millones, a cargo de los nuevos inquilinos y de Alto Palermo.

Entre los locales que se sumarán al shopping se encuentran la cadena de artículos para el hogar y materiales para la construcción Barugel Azulay, la empresa de electrodomésticos Malvinas y el megarrestaurante Prima Fila. Impulsando este último emprendimiento se encuentra el empresario Mario Balán, que hace un año y medio se desprendió de las cadenas de comida rápida Pizza Box y Strada. En este caso, el comprador fue el grupo español Areas, que opera en aeropuertos, estaciones ferroviarias y de ómnibus con la marca Café Café.

La propuesta del Design se completará con un wine-bar -que abrirá la próxima semana- y una heladería, para lo cual están negociando con un par de candidatos (los nombres que se mencionan son los de Persicco y Volta).

El shopping cerró 2002 con una facturación de $ 50 millones y con las nuevas propuestas espera un incremento de un 20% en las ventas.

Los otros proyectos

Los planes del grupo Alto Palermo, sin embargo, no se terminan en el relanzamiento del Buenos Aires Design, ya que también tiene en distintos grados de desarrollo otros proyectos para el resto de sus shopping centers:

  • En Alto Avellaneda -que fue el centro comercial del grupo más castigado por la crisis- proyecta sumar más cines, para lo cual estudia cambiar de operador. En la actualidad, cuenta con seis salas que pertenecen a la firma Coll-Saragusti, que podría ser reemplazada por una cadena internacional. La principal candidata es la compañía australiana Hoyts General Cinemas, que ya trabaja con el grupo Alto Palermo en el shopping del Abasto. En Alto Avellaneda también se está haciendo una prueba piloto con la apertura de un centro médico mediante un acuerdo con la clínica Itoiz.
  • En Alto Palermo se acaban de inaugurar nuevos locales como la cadena norteamericana de comida rápida TGI Friday´s y la casa de ropa Kosiuko. Además, próximamente comenzará a funcionar un local de Megatlon, en lo que se convertirá en el primer gimnasio dentro de un shopping.
  • "Se trata de una modalidad muy difundida en Brasil, pero que hasta ahora nadie había probado en la Argentina", expresó Goilenberg.

  • El grupo también espera retomar este año el proyecto para levantar un gran centro comercial en Rosario, que incluirá un hipermercado de Coto y un complejo de cines de la cadena National Amusements.
  • En una segunda etapa, el emprendimiento también iba a incluir la construcción de torres de departamentos, aunque ahora esta obra se adelantaría para hacer frente a la mayor demanda de viviendas.

    ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.