Roberto Servente

Un hombre de empresas, un referente de la construcción
(0)
11 de marzo de 2014  

A los 93 años, murió el empresario Roberto Santiago José Servente, un referente de la actividad de la construcción del último siglo. A lo largo de una larga carrera como hombre de negocios, Servente se convirtió en un referente de la industria de la construcción en la Argentina, pero por la mayoría de la gente será recordado como el único sobreviviente de las 59 personas que viajaban en un avión de Austral que cayó al mar cuando volaba de Buenos Aires a Mar del Plata en 1959.

Servente tenía entonces 39 años, y para sobrevivir nadó durante toda una noche en el océano Atlántico hasta llegar a la playa de Camet. "Lo malo es sufrir y lo bueno es lo contrario. Yo me siento bien y creo que puedo seguir nadando mucho tiempo. Mientras esté despierto, tengo grandes posibilidades de llegar a la playa. Ahora, ¿qué pasa si me duermo? Si me duermo, me ahogo. Bueno, pero en ese caso tampoco sufriría. No sufriría nada, porque sería como si el mar me durmiera para siempre. Estoy preparado para cualquiera de las dos alternativas", le contó años después al periodista Jorge Fernández Díaz en una historia que primero fue publicada en LA NACION y después en el libro La hermandad del honor .

Obra pública y privada

Antes de salvar milagrosamente su vida, Servente se había recibido de ingeniero civil y era socio de la constructora familiar que hoy lleva su apellido y que había sido fundada en 1890 bajo la razón social de Francisco Faverio SA. De la mano de Roberto Servente, la constructora se convirtió en uno de los principales jugadores en la obra pública y privada y participó de grandes proyectos, como la construcción del edificio de la Biblioteca Nacional, la torre Dorrego, el edificio de la Universidad de Belgrano y la planta de laboratorio del Conicet en Santa Fe.

La empresa además tuvo un papel destacado en obras de infraestructura, como las construcciones de las autopistas Illia y Buenos Aires-La Plata. En este último caso, la empresa además participó dentro del consorcio CCI, que tuvo hasta el año pasado la concesión de la operación de la autopista. Tras la pérdida de ese negocio, hoy el principal negocio de Servente SA es la concesión de los locales gastronómicos ubicados en la Recova de Posadas, en el barrio de Recoleta.

Poniendo en claro que el accidente no le dejó secuelas psicológicas, Servente también fue presidente de la empresa de aviación Alas y director de Austral, que era la aerolínea que operaba el vuelo con el que cayó al mar en 1959.

"Fue un gran compañero de la cámara y una persona con mucha experiencia y trayectoria puesta al servicio del sector de la construcción", destacó Gustavo Weiss, actual presidente de la Cámara Argentina de la Construcción.

Servente estaba casado con Zaira y tuvo tres hijos, ocho nietos y tres bisnietos.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.