La increíble vista desde la cima del nuevo World Trade Center

La revista Time publicó hoy una fotografía de 360 grados desde la punta de la torre de 542 metros de altura que ya es la más alta del continente americano
La increíble vista
La increíble vista Fuente: Archivo - Crédito: Time.com
La revista Time publicó hoy una fotografía de 360 grados desde la punta de la torre de 542 metros de altura que ya es la más alta del continente americano
(0)
6 de marzo de 2014  • 18:23

La revista Time publicó hoy una fotografía de 360 grados desde la punta de la torre 1 World Trade Center deNueva York, la más alta del continente americano con 542 metros de altura, para lanzar el nuevo diseño de página web.

Creada con más de mil fotografías digitales desde la antena del rascacielos que será inaugurado a finales de este año y que sirve de corolario al proyecto de reconstrucción de la Zona Cero del 11S, esta imagen permite acercarse a cualquiera de los lugares que la vista privilegiada alcanza.

Desde la isla entera de Manhattan, con el Empire State, el edificio Chrysler o Central Park entre sus íconos más destacados, a parte de la costa de Nueva Jersey y Long Island, así como la Estatua de la Libertad y Governors Island, la imagen, tomada el 28 de septiembre, es todo un espectáculo visual.

Para la realización de la que además será portada de la edición en papel de Time que sale a la venta mañana, los fotógrafos Jonathan D. Woods y Michael Franz utilizaron la tecnología que la NASA usa para sus capturas de las expediciones a Marte y para completar la panorámica tuvieron que tomar instantáneas cada cuatro segundos.

Esta fotografía servirá para ilustrar el reportaje de Time sobre Kevin Murphy, el jefe del equipo de trabajadores que colocó la aguja que convierte a la anteriormente conocida como Freedom Tower en el edificio más alto de América, pues eleva su dimensión de los 417 metros hasta los 542, superando así a la torre Wills de Chicago.

La construcción de un gigante

Los primeros años después de los ataques terroristas del 9/11 , casi toda la actividad en la Zona Cero estaba abocada a quitar y remover la gran cantidad de escombros acumulados debido al colapso de las Torres Gemelas y los edificios aledaños.

También, la excavación de una gran fosa, sirvió para restaurar las líneas de tránsito en ruinas, especialmente la del subterráneo, además de la preparación de las bases de los nuevos edificios que surgirían allí.

El monumento que se inauguró en 2011 sirvió para recordar los diez años de la tragedia, pero además de recordar la falta de las víctimas fatales, sirvió para simbolizar la falta de los dos edificios gemelos, ya que se trataba de dos cubos inmensos con agua que caía en forma de cascada por sus cuatro lados.

Hoy, la torre conocida oficialmente como One World Trade Center -y popularmente como Torre de la Libertad (Freedom Tower)-, se erige como la pieza clave del nuevo complejo de edificios construido en la Zona Cero que redefine su fisonomía. La semana última, se termino de ensamblar la última de las 18 secciones de la antena de 124 metros, que eleva la estructura a 542 metros.

Este principal edificio del nuevo World Trade Center (WTC) de Nueva York una vez terminado costará más de 3800 millones de dólares, con lo que se convierte en el más caro del mundo, según publicó el año pasado el diario The Wall Street Journal.

El nuevo World Trade Center cambiará el perfil de Nueva York
El nuevo World Trade Center cambiará el perfil de Nueva York Fuente: Archivo

Esto supera por más de US$ 700 millones el presupuesto previsto para su construcción, según detallan fuentes conocedoras del asunto que cita ese rotativo. El aumento en el importe del rascacielos, que se levanta en el recinto en el que se erigían las Torres Gemelas hasta los atentados del 11 de septiembre de 2001, se debe en gran parte al aumento de los costes de la construcción del edificio, a cargo de la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey.

Hasta ahora, los propietarios del edificio ya tienen apalabrado a un gran inquilino que ocupará varias plantas del edificio, la editorial Condé Nast, propietaria de cabeceras como The New Yorker y Vanity Fair.

La reconstrucción de la "zona cero" de Nueva York se retrasó durante años debido a las discrepancias entre la Autoridad Portuaria y el promotor inmobiliario Larry Silverstein, quien alquiló el complejo de edificios por 99 años apenas seis semanas antes de los ataques.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.