Inquietante obra sociopolítica

Carlos Pacheco
(0)
29 de noviembre de 2013  

Ficha técnica: Las obreras / Autora: María Elena Sardi / Intérpretes: Luisa Kuliok, Rita Terranova, Karina Iazurlo, María Nydia Ursi-Ducó, Patricia Gil, Susana Giannone, Cali Mallo, Pablo Rodríguez Albi / Diseño sonoro: Hernán Crespo / Iluminación: Lucas Orchessi / Vestuario y escenografía: Magali Acha / Asistencia de dirección: Marcela Cortés / Dirección: Joaquín Bonet / Sala: Caras y Caretas (Venezuela 330) / Funciones: viernes, a las 21 / Duración: 80 minutos.

Nuestra opinión: muy buena.

Un texto casi emblemático de María Elena Sardi que a mediados de la década del 80 alcanzó un éxito notable que hizo que se mantuviera en cartel un largo tiempo. El Teatro Nacional Cervantes rescata Las obreras en esta temporada, programándola dentro del proyecto El Cervantes en los Sindicatos. El material vuelve a resonar con intensidad.

El texto de Sardi muestra la pelea que da un grupo de obreras, a comienzos de 1900, intentando lograr fuertes reivindicaciones laborales. Lo hace con mucha vitalidad y exponiendo personajes muy distintos, pero diseñados con mucha sensibilidad. Cada una de esas mujeres enfrenta la vida con pasión, aunque las condiciones sociales en las que viven son muy adversas. Finalmente descubren que agrupándose pueden luchar por un destino mejor para ellas y sus familias.

El director Joaquín Bonet se detiene a trabajar, de manera muy minuciosa, cada una de las conductas de esas criaturas. Logra concentrar el drama fortaleciendo ese entramado de relaciones que se va potenciando a medida que la acción avanza. Al comienzo, el grupo de intérpretes ingresa a escena con mucha seguridad y logra transmitir ese clima opresivo que impone el ámbito laboral (una lavandería de lanas). Sobre el final resulta muy potente, también, ese nuevo marco que contiene a cada una de las mujeres y que está marcado por el espíritu de rebelión y ansias de lograr una vida mejor.

Es muy rica la descripción de época que realiza María Elena Sardi en su pieza y que queda expuesta hasta en mínimos detalles que aparecen en la estructura de los personajes. Los actores sólo deben encontrar allí todo un mundo por develar y, en verdad, lo consiguen. En un elenco muy homogéneo sobresalen, por el valor de sus protagónicos, Luisa Kuliok (Luisa) y Rita Terranova (Delegada), con composiciones muy seguras, efectivas y en donde además se ponen en juego las contradicciones de todo un mundo social que las determina. Por la profundidad de su trabajo, también, es muy reconocible la labor de Susana Giannone (Celia).

El espectáculo mantiene una fuerte tensión a lo largo de su desarrollo que capta la atención de la numerosa platea de una manera muy inquietante.

http://guia.lanacion.com.ar/teatro/obra/las-obreras-ob18945

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.