Argentina, tierra de amor y venganza: noche de traición, pactos, amenazas y ¿muerte?

Los Moretti reciben un gran golpe, pero no son los únicos: Trauman fue traicionado y Torcuato se entera de que Bruno en realidad está libre
Los Moretti reciben un gran golpe, pero no son los únicos: Trauman fue traicionado y Torcuato se entera de que Bruno en realidad está libre Crédito: Prensa Eltrece
(0)
19 de septiembre de 2019  • 00:13

Después de haberse enterado de boca de David (Gastón Cocchiarale) que Abraham es en realidad su nieto, Serafina (Julia Calvo) sufre un infarto. Por suerte, Raquel (China Suárez) se encontraba en el conventillo y gracias a sus conocimientos de enfermería logra atenderla a tiempo.

Luego, la Polaca, Aldo (Gonzalo Heredia), Francesca (Malena Sánchez), Anna (Candela Vetrano) y Córdoba (Diego Domínguez) logran llevarla, inconciente, al hospital donde comienza a reponerse, pero sin tener contacto con su familia. Y mientras Raquel y Aldo esperaban el parte médico, Salaberry (Luciano Cáceres) llega al hospital, seguramente para buscarla para disculparse luego de la golpiza que le dio el día anterior, y al verlos juntos les hace una escena.

Sara (Florencia Dyszel), a su vez, le recrimina a su marido que le haya contado la verdad a Serafina y lo amenaza, una vez más, con desaparecer junto al niño si Anna se entera que en realidad es la madre biológica del pequeño que ellos adoptaron.

Aldo logra entrar a ver a su madre, que se encuentra inconsciente. Cuando se repone, Fina quiere volver a su casa para hablar con Anna. "La vida es cosa extraña. Las vueltas que da... El sufrimiento... Uno se pregunta por qué y no lo entiende, pero a veces entiende", le dice a su hijo y le pide que cuide a sus hermanas. Y cuando está por contarle lo que acaba de enterarse, hace su entrada en la habitación Sara.

Fina pide quedarse sola con ella. Sara, entonces, que le suplica que no diga nada. "Lo mejor para todos es el silencio. Lo que sucedió es una tragedia y nadie tiene la culpa", intenta convencerla. Ante la negativa, la amenaza con irse con Isaac y sale corriendo. Fina se levanta y sale detrás de ella.

En el conventillo, David intenta decirle a Anna la verdad, pero no se atreve. En ese momento, llega Sara corriendo y detrás de ella Fina, que mientras intenta contarle lo que ocurre sufre otro ataque y se desvanece en plena calle, en los brazos de sus tres hijos.

A su vez, Lucía (Delfina Chaves) se entera de que su hermano, Gabriel (Federico Salles), tiene un hijo extramatrimonial y quiere saber quién es la madre. Ante sus sospechas, decide preguntarle a Alicia (Mercedes Funes). "¿Mi hermano es padre de Milagros?", le pregunta abiertamente, pero su cuñada lo niega y termina recordándole que quien tuvo un hijo fuera del matrimonio fue ella, porque el padre de Pedro no es Torcuato (Benjamín Vicuña).

Encerrados, Gabriel y Torcuato se enfrentan en una discusión y se amenazan mutuamente. Ferreyra termina ahogándolo con su bastón y en ese momento irrumpe Libertad (Virginia Innocenti) y logra salvar a su hijo. Los dos hombres terminan pactando seguir siendo cómplices y echan a la mujer.

Ante la agresión de su yerno y el destrato de su propio hijo, Libertad buscar refugio en la antigua mansión que supo ser de ella y hoy es la guarida de Bruno (Albert Baró). Allí, vuelve a encontrarse con el joven español. "Usted es un pordiosero que está en mi imaginación, como Margot (Alejandra Radano). Ella me visita todas las noches y me canta", le cuenta ella, convencida de que se trata de otra de sus visiones.

Lucía va al conventillo a preguntarle a Gallo (Matías Mayer) por qué cuando llamó por teléfono a la cárcel para hablar con Bruno le pasaron con otra persona. Él y David intentan convencerla de que eso suele ocurrir, pero ella los nota nerviosos y tampoco les cree. Entonces, ellos ponen como excusa el ataque que acaba de sufrir Serafina. Bruno, que escuchó todo desde su habitación, se da cuenta de que Alambre (Fausto Bengoechea) no puede pasar ni un minuto más en la cárcel haciéndose pasar por él.

Convaleciente, Ivonne (Andrea Frigerio), por su parte, se encuentra con Julián (Tomás Kirzner) y le promete una vez más ayudarlo en su investigación para meter a Trauman (Fernán Mirás) y al resto de los proxenetas en la cárcel. Para comenzar, le cuenta cuál es el talón de Aquiles de su esposo. Escondida, Carmen (Maite Lanata) escucha la conversación.

Por la noche, en el Varsovia, la joven comparte una cena con comida judía junto a su padre. Además, Trauman le entrega un regalo por cada cumpleaños que no pasaron juntos. Ella aprovecha para preguntarle si confía en la madama y él le responde que sí. "Es fiel como un perro. ¿Y sabés por qué? Porque me ama", le asegura.

Torcuato sorprende a Lucía visitando a Lidia (Minerva Casero) en el hospital. Allí le asegura que cambió de planes y que no piensa dejar de pagar la internación, al tiempo que le propone un trato: "Vos me acompañás en mi carrera política y yo te dejo en paz". Ella acepta y al día siguiente accede a participar junto a él de una nota para Sucesos Argentinos. En medio de la toma, aparece Alicia, que no quiere perderse la oportunidad de ser vista en todos los cines del país.

Carmen va al club y se encuentra con Raquel. "Yo vivía en un burdel de Boedo. Allí todos hablaban sobre usted, la polaca que pudo meter presos a todos los rufianes", le dice, y le asegura que quiere sumarse a su causa, contándole que es la hija de Trauman.

Gallo e Iturbide (Ernesto Larrese) van a ver al responsable de la cárcel para poder llevarse a Alambre sin problemas. Les dicen que tienen allí a una persona inocente y sin condena. El hombre constata la información y ordena la liberación.

Antes de que Alambre quede en libertad, le avisan a Torcuato que quien está detenido no es Bruno. El mismo muchacho español lo llama luego para decirle que desde hace unos días está rondándolo y él ni siquiera se dio cuenta. "Pensabas que habías ganado pero no. Sigo buscando hacer justicia. Voy a demostrar que quisiste matar a Lidia y no voy a descansar hasta que pagues por todos los crímenes", le dice. Libertad, que escucha junto a su hija la conversación, les dice que no solo vio "al pordiosero" sino que sabe dónde está.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.