srcset

Inspiración

En casa. Cambios sin obra para adaptar los ambientes a esta nueva etapa

(0)
1 de junio de 2020  • 09:58

La cuarentena trajo cambios de hábitos profundos: trabajamos en casa, estudiamos en casa y también aquí es donde tenemos que crear espacios de entretenimiento, calma, reunión y privacidad. Es mucho sí, pero vamos a encontrarle la vuelta con ingenio. Aquí, algunas sugerencias para ensayar pequeñas modificaciones que refrescan los espacios.

Intervenir paredes

Crédito: Gentileza Airbnb

Los papeles o los murales cuentan historias, nos transportan a paisajes lejanos e incentivan la imaginación con sus diseños. Son fáciles de aplicar y lo mejor es que, cuando nos cansamos de este recurso, hay vuelta atrás. Una pared que sea protagonista del ambiente es una buena manera de empezar.

Pensar en verde

Crédito: Gentileza Airbnb

Sumar plantas de interior es la tendencia que gana cada vez más seguidores, sobre todo entre los millennials que las colecciones y hasta hablan de la 'crianza responsable'. Hay que elegir las más resistentes de acuerdo a las características de luz y aire. Cactus, monstera, sansevieria, potus, todas volvieron incluso aquellas que alguna vez olvidamos porque no estaban de moda. En esta casa de Airbnb ademas incorporaron pufs livianos y fáciles de transportar que sirven para armar espacios flexibles en todos los rincones.

Crédito: Gentileza Airbnb

Más texturas

Crédito: Gentileza Airbnb

Cambiar el color y la texura de algunos elementos como las cortinas puede darle un giro completo a la casa. La llegada de los meses más fríos puede ser una invitación a usar géneros con buen peso y caída que además mejoran la acústica, un factor que es importante si somos muchos y vamos a estar más horas en casa. Lo mismo sucede con las alfombras y tapetes que, en tonos neutros siempre son una apuesta segura.

Espacio para lo que nos gusta

Crédito: Javier Picerno

En busca de esos sabores que forman parte del denominado 'Comfort food' la cuarentena nos llevó a la cocina donde late el corazón de la casa. Si se despertó una nueva pasión, vale la pena hacer espacio para que se expanda. Entonces será el momento de encontrar lugar para las especias (como hizo Karina Gao creadora de Mon Petit Glouton), los condimentos o los libros de recetas.

Crear un espacio de trabajo

Crédito: Gentileza Airbnb

Usar la mesa del comedor o la cocina es un recurso que funciona si el home office es esporádico. Si hay que dedicarle varias horas, es recomendable definir un espacio en el que podamos tener algo de calma y concentración. Instalarse cerca de la ventana es una prioridad; pero también se puede buscar un lugar de paso, como el de esta imagen de uno de los destinos de Airbnb o el bajo escalera.

Crédito: Gentileza Airbnb

Conexión con el exterior

Crédito: Daniel Karp

Patios, balcones y terrazas son más que nunca nuestro nexo con el paso del sol a lo largo del día y el aire fresco. Potenciar la integración ente exterior e interior con vistas largas y despejadas va a aumentar esa sensación de amplitud y continuidad hacia el cielo abierto, tan necesaria como agradable.

Crédito: Daniel Karp

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.