Historias. La única calle porteña con nombre de futbolista

La Ciudad de Buenos Aires tiene más de 2000 calles. Sin embargo, solo una homenajea a un futbolista.
La Ciudad de Buenos Aires tiene más de 2000 calles. Sin embargo, solo una homenajea a un futbolista. Fuente: Archivo
Andrés Burgo
(0)
20 de agosto de 2020  • 16:25

:: Sería una excelente trivia para un programa de preguntas y respuestas. O para cuando volvamos a juntarnos con amigos o familiares en nuestras casas, alguien debería guardarse el ancho de espadas para último momento y preguntar, como quien ya se sabe ganador, cuál es la única calle de la Ciudad de Buenos Aires que le rinde tributo a un futbolista. Incluso se le podría agregar suspenso: "Buenos Aires, que dice ser la ciudad con más estadios del mundo, tiene 2113 calles. Sin embargo, solo una de esas arterias-vías-calles-avenidas lleva el nombre de un jugador de fútbol. ¿Cuál es?". Y ya podemos dar por seguro el desconcierto entre los participantes.

De esas calles de Buenos Aires hay algunas polémicas, como las cinco cortadas del barrio de Liniers (una de ellas, Jorge Güemes Torino) que homenajean a militares que participaron y murieron en el golpe de Estado de 1930. También hay cumplidos internacionales inquietantes, por ejemplo a Francisco Pizarro, el conquistador castellano que colonizó Perú. Y hasta desconcertantes premios a verdaderos anónimos, como Federico Lacroze, cuyo único mérito fue haber sido un empresario.

Frente a ese olvido extraño, la única calle porteña que homenajea a un futbolista es, encima, una callecita de apenas 200 metros de longitud, en Parque Patricios, zona de depósito de camiones y muy cercana a la cancha de Huracán, por lo que queda claro que lleva el nombre de un exfutbolista del Globo: se trata de Herminio Masantonio, figura de los años 30.

Relacionada también con el fútbol, en la Capital al menos hay otras dos calles que homenajean a dirigentes de clubes. Una es una curiosidad: Antonio Zolezzi, ubicada a una cuadra de la Bombonera, que le rinde culto a un expresidente de. River (club que fue fundado en La Boca). Además, desde 2016, la cortada La Garza en Parque Chacabuco pasó a llamarse Lorenzo Massa, en referencia al fundador de San Lorenzo. Y, en la todavía pequeña, pero progresiva nomenclatura futbolera de Buenos Aires, le sumamos un bonus track más o menos reciente, el de un puente, Ángel Labruna, enfrente del Monumental.

Pero ya fuera del fútbol, dentro de la Capital Federal sí comienza a vislumbrarse lo que sería un nuevo hábito: rendirles tributo a los deportistas con sus nombres en la vía pública. Hace pocos años se sumó la calle Miguel Sánchez, atleta tucumano desaparecido en la última dictadura, una arteria de 200 metros en Núñez que lleva al Cenard. En 2018, además, en el llamado barrio olímpico (al sur de la ciudad) se sumaron diversas glorias del pasado deportivo, aunque -extrañamente- solo refieren a personajes de hace muchas décadas: José Zubiaur, Pascual Pérez (boxeador), Delfo Cabrera (maratonista), Humberto Selvetti (pesista) y Alberto Zorrilla y Jeanette Campbell (nadadores).

En la provincia de Buenos Aires sí hay más casos y Avellaneda podría ser la capital argentina de las calles que conmemoran a los futbolistas: la Ricardo Enrique Bochini, enfrente de la cancha de Independiente, hace esquina con Diego Milito, que pasa por detrás del estadio de Racing. Ya hace varios años también había sido habilitada la calle Oreste Omar Corbatta, homenaje a un exwing de la Academia de los años 50 y 60. Además, al sur del conurbano, en Lanús, está la vía Héctor Guidi, una figura histórica del Granate, y en el oeste, en Caseros, al lado de la cancha de Estudiantes, tenemos la Ricardo Trigilli, en memoria de un extécnico del club.

En el resto del país, en Santa Rosa, La Pampa, desde 2003 fue habilitada la calle Diego Armando Maradona. Respecto del héroe del Mundial 86, es curioso que en la capital de San Juan haya dos calles Maradona, pero ninguna refiere al exfutbolista, sino a Esteban, médico rural (prócer argentino poco reivindicado), y a Timoteo Maradona, una figura sanjuanina.

En las afueras de Merlo, San Luis, tenemos la calle Mundial 78, una rareza absoluta, y en El Chañar, un pueblo de Tucumán, durante el Mundial 2014 ocurrió algo extraño: en plena efervescencia, las autoridades decidieron bautizar a un grupo de calles sin nombre en un barrio nuevo, el Portal, con los apellidos de los flamantes subcampeones del mundo. Así, entonces, hay vecinos que viven en la intersección de Messi con Mascherano o amigos y parejas que pueden acordar: "Te espero en la esquina de Maxi Rodríguez con Higuaín". Seguro no se van a perder.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.