Reina Isabel. Ícono pop, imagen del punk e inspiración cultural

La imagen de la Reina constituye una potente marca personal que inspiró a los retratistas de la corte, pero también a Andy Warhol, al movimiento punk y a los grafiteros londinenses, con el inefable Bansky a la cabeza
La imagen de la Reina constituye una potente marca personal que inspiró a los retratistas de la corte, pero también a Andy Warhol, al movimiento punk y a los grafiteros londinenses, con el inefable Bansky a la cabeza Fuente: HOLA - Crédito: Barry Jefferey
(0)
28 de abril de 2020  

Su pelo blanco, su bolso de mano, su perfil inmutable, son características inherentes a la Reina y reconocibles al instante por los británicos. Si bien nunca se consideraría una aficionada al marketing, la notable monarca creó una de las marcas personales más potentes, una que ha inspirado a artistas desde Andy Warhol hasta Lucian Freud. Sin mencionar a diseñadores de moda y cineastas. Isabel II es, según el profesor Sir David Cannadine, presidente de la Galería Nacional de Retratos, "la mujer más retratada de la historia". Cuenta con más de doscientos retratos oficiales. El primero, el registro de Cecil Beaton, gloriosamente soñador, tomado tras la coronación en 1953. El más moderno, hecho por la estadounidense Annie Leibovitz (quien también fotografió a Miley Cyrus y los Rolling Stones y tomó la última foto de John Lennon horas antes de su muerte) con sus nietos y bisnietos para celebrar su 90° cumpleaños. Además, su rostro está en las monedas y billetes, y su perfil es tan identificable que los sellos británicos son aparentemente los únicos en el mundo que no necesitan tener impreso el país de origen. Cada generación vio a Isabel II a través de su propio prisma. Es por eso que sus pinturas son tan variadas. Uno de los artistas más grandes de Gran Bretaña, Lucian Freud, pintó a la Reina -en su estilo intenso y penetrante- con una expresión severa. La obra dividió a la prensa y a los críticos de arte.

Uno de los retratos más conocidos de Isabel II es el que pintó en serie Andy Warhol en 1985 , a partir de una imagen de la monarca tomada en abril de 1975 por el fotógrafo Peter Grugeon. En 2012, en el Jubileo de Diamante, la Royal Collection compró una parte de la serie titulada Reigning Queens.
Uno de los retratos más conocidos de Isabel II es el que pintó en serie Andy Warhol en 1985 , a partir de una imagen de la monarca tomada en abril de 1975 por el fotógrafo Peter Grugeon. En 2012, en el Jubileo de Diamante, la Royal Collection compró una parte de la serie titulada Reigning Queens. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

The Times la describió como "dolorosa, valiente, honesta, estoica y, sobre todo, de visión clara", pero el veredicto de Arthur Edwards, uno de los miembros más respetados del cuerpo de prensa real, fue: "Freud debería estar encerrado en la torre por esto". Sus representaciones irónicas le deben mucho al programa de televisión satírico de títeres de 1980, Spitting Image, que mostraba que la matriarca real era inusitadamente impaciente con sus súbditos, bostezando o incluso gritando mientras participaba en actos públicos. Esta tendencia menos que reverencial comenzó con el iconoclasta punk Jamie Reid, quien la mostró con un alfiler de seguridad en el labio.

En 2006, el norteamericano George Condo, que trabajó en la Factory de Warhol, presentó una serie de nueve retratos de Isabel con el nombre "Sueños y pesadillas de la Reina"
En 2006, el norteamericano George Condo, que trabajó en la Factory de Warhol, presentó una serie de nueve retratos de Isabel con el nombre "Sueños y pesadillas de la Reina" Fuente: HOLA

Tuvo gran rechazo en la prensa británica porque, decían, en uno de los cuadros la soberana aparecía con los cachetes muy hinchados
Tuvo gran rechazo en la prensa británica porque, decían, en uno de los cuadros la soberana aparecía con los cachetes muy hinchados Fuente: HOLA

Los Sex Pistols lo contrataron para realizar las imágenes para la portada de su single de 1977 "God Save the Queen". Lo que era sumamente rebelde entonces parece manso, incluso afectuoso ahora, una señal de cuán entrelazada está la monarquía con la imaginación popular británica. Casi cuatro décadas después, la portada de Sex Pistols se incluyó en una exposición del Jubileo de Diamante. En sus años crepusculares, después de cumplir con su obligación de actuar como mecenas de los artistas e inspiración para la nación, la Reina está dispuesta a compartir su lado menos serio. Cuando la modista Angela Kelly sugirió una sesión de fotos más informal, Su Majestad estuvo de acuerdo y posó atrevidamente con las manos en sus bolsillos. Aunque en las paredes de Londres podemos verla como una sensual modelo en tacones altos, como la pintó el artista callejero Pegasus sobre la puerta de un bar en Islington. O con un rayo sobre su rostro, imitando a David Bowie, según el mural de Bansky en Bristol.

El pintor callejero Pegasus, quien representó a la Reina como una sensual modelo en tacones altos, sobre la puerta de un bar en Islington
El pintor callejero Pegasus, quien representó a la Reina como una sensual modelo en tacones altos, sobre la puerta de un bar en Islington Fuente: HOLA - Crédito: Shutterstock

Bansky tampoco escapó a la fascinación por Isabel: hizo un mural con su rostro atravesado por un rayo, como uno de los retratos más recordados de David Bowie.
Bansky tampoco escapó a la fascinación por Isabel: hizo un mural con su rostro atravesado por un rayo, como uno de los retratos más recordados de David Bowie. Fuente: HOLA - Crédito: Shutterstock

En el sexto aniversario de la boda del príncipe William y Kate Middleton, el artista pop británico Rich Simmoons pintó a la Reina como una grafitera romántica
En el sexto aniversario de la boda del príncipe William y Kate Middleton, el artista pop británico Rich Simmoons pintó a la Reina como una grafitera romántica Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

En 2016, para celebrar sus seis décadas como Patrona de la Cruz Roja Británica, Isabel descubrió en el castillo de Windsor un nuevo retrato (de los más de doscientos que le han hecho) firmado por Henry Ward.
En 2016, para celebrar sus seis décadas como Patrona de la Cruz Roja Británica, Isabel descubrió en el castillo de Windsor un nuevo retrato (de los más de doscientos que le han hecho) firmado por Henry Ward. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

"Lightness of Being", de Chris Levine, es "una obra maestra accidental", el resultado de una sesión fotográfica de 2008, cuando le pidieron que hiciera un retrato de la Reina y en una de las tomas, ella cerró los ojos. Uno de los cuadros que comprenden la serie se remató en 244 mil dólares
"Lightness of Being", de Chris Levine, es "una obra maestra accidental", el resultado de una sesión fotográfica de 2008, cuando le pidieron que hiciera un retrato de la Reina y en una de las tomas, ella cerró los ojos. Uno de los cuadros que comprenden la serie se remató en 244 mil dólares Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

Uno de los retratos icónicos de Isabel, con un alfiler de gancho en la boca. hecho por el artista Jamie Reid, se convirtió en bandera del movimiento punk y en tapa de un disco de los Sex Pistols.
Uno de los retratos icónicos de Isabel, con un alfiler de gancho en la boca. hecho por el artista Jamie Reid, se convirtió en bandera del movimiento punk y en tapa de un disco de los Sex Pistols. Fuente: HOLA

La tapa de revista ¡Hola! de esta semana.
La tapa de revista ¡Hola! de esta semana. Fuente: HOLA - Crédito: Getty Images

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.