La Justicia sobreseyó a Macri en la causa de las escuchas

El juez Casanello sostuvo que no hay pruebas de que haya sido él quien ordenó espiar a su cuñado Leonardo y a Burstein; ambos apelarían la medida ante la Cámara; Jorge "Fino" Palacios irá a juicio
Paz Rodríguez Niell
(0)
30 de diciembre de 2015  

La Justicia sobreseyó ayer al presidente Mauricio Macri en la causa de las escuchas ilegales, en la que llevaba procesado cinco años y siete meses.

El juez federal Sebastián Casanello firmó ayer por la mañana un fallo en el que afirmó que correspondía "desvincular definitivamente a Mauricio Macri" de esa investigación. Sostuvo que no había "siquiera una prueba directa" que acreditara que Macri había ordenado escuchar a su ex cuñado Néstor Leonardo ni al opositor Sergio Burstein. Tampoco, para "adjudicarle formar parte de unas asociación ilícita dedicada al espionaje clandestino".

Ésas eran las acusaciones que pesaban sobre Macri, acusaciones que dieron por probadas el juez federal Norberto Oyarbide, que en mayo de 2010 lo procesó, y la Sala I de la Cámara Federal, que dos meses después confirmó por unanimidad aquel procesamiento.

En aquel momento, Macri parecía avanzar directo al juicio oral. Tras la confirmación de la Cámara, el expediente había vuelto al juzgado que entonces dirigía Oyarbide y el juez dio por cerrada la instrucción.

Esa decisión fue anulada por Casanello, que heredó la causa. En marzo del año pasado sostuvo que no había pruebas suficientes contra Macri. Entonces no accedió a sobreseerlo sino que dispuso la producción de nuevas medidas para seguir investigándolo. Según el fallo de ayer, esas nuevas pruebas fortalecieron la defensa del actual presidente. "Ratificaron la ausencia de prueba de cargo contra Mauricio Macri", dijo el juez en su fallo.

Lo mismo había considerado el fiscal del caso, Jorge Di Lello, que después de haber impulsado la investigación contra Macri durante años, haber promovido su procesamiento y haber coincidido con Oyarbide en que no había más por investigar, a principios de este mes pidió que Macri fuera sobreseído. Di Lello sostuvo que las nuevas pruebas mostraban "un cuadro nuevo y distinto".

De no haber habido querellantes, Casanello no habría tenido otro camino más que cerrar el caso con ese dictamen del fiscal. Pero Burstein y Leonardo, los supuestos espiados, insistieron en que Macri debía ir a juicio. Todo indica que después de la feria los dos apelarán el sobreseimiento de ayer ante la Cámara Federal. "Es un muy buen regalo de fin de año", ironizó ayer Luis Conde, el abogado de Leonardo, en una entrevista con radio Belgrano en la que insistió en que sí había motivos para avanzar contra Macri.

Hechos y pruebas

"Para que alguien pueda defenderse es imprescindible que exista algo de qué defenderse. Por eso se exige a los acusadores que prueben", sostuvo ayer Casanello, que comenzó su fallo advirtiendo que la Justicia debía basarse en "los hechos probados" y "hacer a un costado las fórmulas vacías, las declamaciones o falacias discursivas". El juez destacó además que "una cosa es asignar responsabilidad política -o de gobierno- por haber tomado decisiones que pueden ser criticadas o censuradas" y "otra muy distinta, atribuir responsabilidad penal por haber conocido y participado de actividades delictivas".

El primer jefe de la Policía Metropolitana, Jorge Palacios, que tenía una relación de muchos años con Macri antes de convertirse en la cabeza de su policía, sí irá a juicio, en septiembre de 2017, acusado de presunto espionaje ilegal.

Pero para Casanello, no hay prueba alguna de que Macri hubiera conocido estas actividades de Palacios. "Macri no podía consentir ni tolerar lo que no conocía", afirmó el juez. Como prueba de ello, citó la declaración testimonial de Guillermo Montenegro, ex ministro de Justicia y Seguridad porteño, que declaró este año (como parte de las nuevas medidas de prueba) y le restó incidencia a Macri, como jefe de gobierno porteño, en el área de Seguridad y, en particular, en lo que hacía Palacios.

En cuanto a las escuchas puntuales, de acuerdo con el fallo de ayer, fue Palacios quien estuvo "detrás de la intervención ilegal del teléfono de Burstein", integrante de una agrupación de familiares de víctimas del atentado a la AMIA. Burstein había sido un férreo opositor a la designación de Palacios en la Metropolitana.

"Detrás de la intervención ilegal del teléfono de Leonardo asoma Franco Macri", afirma el fallo de ayer. De acuerdo con esta resolución, fue el padre del hoy presidente quien ordenó el seguimiento de su ex yerno a través de "agencias de seguridad privadas y personas interpuestas", que dijeron nada haber tenido que ver con Mauricio Macri.

Protagonistas de la causa más incómoda para el Presidente

  • Jorge "Fino" Palacios

Ex Comisario

Primer jefe de la Metropolitana

Hombre de confianza de Macri, fue el primer jefe de la Policía Metropolitana

Juicio en puerta

Palacios ya tiene fecha para juicio oral, el 5 de septiembre de 2017; tambien irán el presunto espía Ciro James y el ex ministro de Educación porteño Mariano Narodowski, además de ex jueces, empleados judiciales y policías de Misiones, acusados de espionaje ilegal

  • Mauricio Macri

Presidente de la Nación

Procesamiento

En 2010, el juez Norberto Oyarbide procesó al entonces jefe de gobierno porteño por formar parte de una asociación ilícita dedicada al espionaje. La Cámara Federal lo ratificó dos meses después

Sobreseimiento

Casanello entendió ayer que correspondía "desvincular definitivamente" a Macri de la investigación, ya que no había "siquiera una prueba directa"

  • Sergio Burstein

Familiar de víctimas de la AMIA

Denuncia

La causa se inició por la denuncia de Burstein, integrante del grupo de familiares de víctimas de la AMIA, luego de un llamado anónimo en el que le advirtieron que lo escuchaban

Apelación

Burstein y Leonardo, los supuestos espiados, y quienes pidieron que Macri fuera a juicio, pueden apelar este fallo de Casanello ante la Cámara Federal

Sobresimiento confirmado en caso de agresión

  • Además del fallo de las escuchas, el presidente Mauricio Macri recibió ayer otra buena noticia judicial: la Cámara Nacional de Casación dejó firme su sobreseimiento en una causa por agresiones a indigentes.
  • El tribunal rechazó un recurso de queja de la querella en la causa de la ahora disuelta Unidad de Control del Espacio Público (UCEP), en un fallo que también beneficia al ex ministro de Espacio Público Juan Pablo Piccardo.
  • En esa causa se investigan las lesiones y agresiones a indigentes por parte de agentes de la disuelta UCEP durante operativos de recuperación de lugares públicos.La Cámara justificó la medida en que "el impugnante no logró demostrar arbitrariedad alguna en la resolución atacada, así como tampoco la existencia de la cuestión federal"

Del editor: qué significa. La parábola que hizo esta causa refleja con claridad el timing político de la Justicia. Después de haber complicado a Macri, ahora lo sobreseyó

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.