Macri reunió a su gabinete y habló de un "cambio de clima" de cara a la elección

El Presidente se ilusiona con alcanzar el ballottage tras la marcha del sábado y su participación en el debate
El Presidente se ilusiona con alcanzar el ballottage tras la marcha del sábado y su participación en el debate Crédito: Prensa Juntos por el Cambio
Jaime Rosemberg
(0)
21 de octubre de 2019  • 14:51

Pasadas las 10.30, el presidente Mauricio Macri se asomó al balcón interno que da al Patio de las Palmeras. Los ministros lo estaban esperando para la reunión de gabinete, pero él prefirió tomarse unos segundos para saludar a dos grupos de alumnos de colegios secundarios que recorrían la Casa Rosada. Sonriente, los saludó con los brazos en alto, se llevó las manos al corazón, y recibió aplausos.

"Pasamos un buen fin de semana y seguimos bien", afirmó uno de los participantes de la reunión de gabinete, la primera en once días y tal vez la última antes de las elecciones del domingo próximo. Macri está aún "conmovido" por la masividad de la marcha del sábado frente al Obelisco y contento por su performance en el debate compartió, según contaron testigos. Esta sensación sobre un "cambio de clima" en la sociedad alimenta la ilusión oficialista de llegar al ballottage.

Antes, durante y después de la reunión de gabinete florecieron las críticas y la ironía contra Alberto Fernández no solo por su participación en el debate sino por su contrapunto con un periodista radial.

"No nos trepamos al alambrado, pero festejamos, sí. Además, nos debíamos otro festejo por lo que pasó el sábado", contó a LA NACION uno de los integrantes del equipo de comunicación que encabeza Fernando de Andreis y que se encargó de los discursos presidenciales en las marchas y de la preparación para ambos debates.

Según otro ministro, Macri prefirió bajarle el tono al "intercambio" que tuvo con Fernández en un pasillo, durante uno de los intervalos de la discusión. "Me dijo algo, pero ni lo escuché", dijo cuando le preguntaron por el altercado, confirmado por varios de sus voceros minutos después de ocurrido. Macri, y también sus ministros, prefirieron concentrarse en las "buenas sensaciones" que les dejaron las manifestaciones callejeras, que seguirán hoy en San Salvador de Jujuy.

"Tenemos muchas expectativas para la elección del domingo. Es una elección de las más importantes, y somos muy optimistas de esto que está pasando, y que el resultado de la elección nos lleve a un ballottage", dijo el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich,en conferencia de prensa. "Hay un creciente reconocimiento de la población de seguir por este camino, pelear contra la impunidad y la prepotencia, que la corrupción no sea lo que rija la política", agregó el ministro y encargado de la fiscalización nacional de Juntos por el Cambio en los próximos comicios.

"Son muchas más las personas que, a pesar de las dificultades, que aquellos que quieren volver al pasado. Estamos viendo un cambio de clima muy importante", agregó su par de Educación, Alejandro Finocchiaro. Nadie se anima, no obstante, a arriesgar un resultado, o las vías para que Fernández obtenga menos votos que en las PASO.

También descreen de las encuestas, que por estos días marcan una diferencia holgada en favor de sus rivales. "Mauricio está conmovido por la reacción de la gente, y muy bien de ánimo", agregó un funcionario que comparte la cotidianeidad con el Presidente.

"Fernández estaba incómodo cuando se hablaba de corrupción, porque fue parte de eso o no vio nada y fue ingenuo. Para él era tan difícil criticar a la corrupción como a (Juan) Grabois criticar a los piquetes", afirmó Finocchiaro, quien expresó su "solidaridad" con el periodista Rodrigo Jorge, a quien el candidato kirchnerista mandó a "trabajar de periodista" luego de consultarlo sobre Cristina Kirchner.

No solo Finocchiaro ironizó sobre ese altercado. "Laburen de periodistas, che", había vociferado el jefe de gabinete Marcos Peña con una sonrisa mientras ingresaba en el salón de los Científicos, ante los periodistas acreditados en Balcarce 50.

Deuda y FMI

Más allá de las cuestiones electorales, la economía ocupó buena parte del temario. El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, realizó -según informó Dietrich -una "evaluación de la evolución de la deuda durante el kirchnerismo", y defendió el endeudamiento "como respuesta a la necesidad de financiar el déficit".

También se encargó de aclarar que los préstamos del FMI "se usaron para cancelar deudas y eso es positivo para la Argentina", y no la fugaron "los amigos del Presidente", como había denunciado Fernández en el primer debate, en Santa Fe.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.