Mario Meoni, el operador radical de Massa que deberá lidiar con Moyano y las empresas de transporte

Mario Meoni es cofundador del Frente Renovador y fue intendente de Junín entre 2003 y 2015
Mario Meoni es cofundador del Frente Renovador y fue intendente de Junín entre 2003 y 2015 Crédito: @mariomeoni
Marcelo Veneranda
(0)
6 de diciembre de 2019  • 17:42

Quienes pusieron bajo examen la personalidad de Alberto Fernández detectaron una peculiaridad inesperada: la ironía. Para compensar a Sergio Massa por las innumerables frustraciones en el armado del nuevo gabinete, le regaló un caballo de Troya: Mario Meoni, cofundador del Frente Renovador, será el ministro de Transporte. Es decir, a Massa le encargaron un conflicto, que es donde desemboca la relación de todos los gobiernos con Hugo Moyano.

Massa había acordado con Fernández y Máximo Kirchner un reparto de poder en el que se quedaba con Transporte. El primer candidato era el diputado Raúl Pérez, su armador con más kilómetros en el PJ. Pero "alguien le bajó la palanca" a Pérez. El candidato natural pasó a ser Meoni, otro operador de alianzas, pero con cuentavueltas radical.

"Mario será ministro porque él es Massa y porque tiene una trayectoria sin conflictos", dicen en el nuevo oficialismo. Fernández le habría puesto como máxima que encabece una gestión transparente. La experiencia de Ricardo Jaime sigue fresca en la memoria del exjefe de gabinete de Néstor Kirchner.

Massa no solo confía en Meoni: arrastra una vieja deuda con él. Entre fines de 2014 y 2015, cuando los intendentes del Frente Renovador huían de regreso al kirchnerismo o hacia Cambiemos, el radical de Junín se quedó. Perdió el municipio que gobernaba desde 2003.

Massa lo puso en sus prioridades en cada negociación política. Meoni recaló en el directorio del Banco Provincia, desde donde siguió tejiendo para el tigrense. Con una particularidad que comparte con los aliados de mayor confianza de Massa: Meoni plantea sus críticas cuando las puertas se cierran, no al salir de las reuniones.

Le gusta decir que resuelve las cosas "desde la calma" y ya varios salieron a promoverlo como un "pacifista". Los sindicalistas y empresarios que se sienten a su mesa pronto encontrarán que el pacifista es más bien eléctrico, un tanto obsesivo, capaz de escupir 300 palabras por minuto.

Encontrarán, también, que Meoni intentará poner el foco en el usuario antes que las empresas y que llega con tres directivas: la seguridad, controlar y evaluar la distribución de subsidios y planificar para acortar tiempos y costos.

Nacido en 1965, Meoni lleva tiempo manejándose a ese ritmo. Con 22 años ya trabajaba como coordinador en Plan Alimentario Nacional (PAN) de Alfonsín, bajo el ala de María del Carmen Banzas, la exmujer de Leopoldo Moreau y madre de la diputada Cecilia Moreau, otra radical "nativa" del Frente Renovador. Con 26 años se convirtió en concejal de Junín y se casaba con Laura Oliva, con quien tiene dos hijos. Cuatro años después fue prosecretario del jefe del bloque de diputados radicales Fredy Storani.

En mayo de 2003, con el radicalismo en ruinas, Moreau cosechaba el fatídico 2,3% en las elecciones presidenciales. En septiembre, Meoni sumaba 35 puntos y se convertía en intendente de Junín, con 36 años. Casado con Laura Oliva desde 1991, tiene dos hijos, mellizos.

Desde la intendencia conocería al Fernández jefe de gabinete y al Massa que lideraba el ANSES, quien lo recuerda como uno de los articuladores -y no un subproducto- de la concertación que llevaría a parte del radicalismo al Frente para la Victoria y a Julio Cobos a la vicepresidencia, en 2007. Desde el 10 de diciembre será ministro de una nueva concertación. Esta vez sin Néstor Kirchner ni Cobos. Otra vez, con Fernández y Massa.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.