Una derrota que encendió alarmas y que obliga a explorar acuerdos con la UCR

El radical Daniel Kroneberger celebra tras vencer al macrista Mac Allister
El radical Daniel Kroneberger celebra tras vencer al macrista Mac Allister Fuente: Telam - Crédito: Archivo
Laura Serra
(0)
19 de febrero de 2019  

El triunfo del radical Daniel Kroneberger frente al candidato macrista Carlos Javier Mac Allister en las elecciones internas para gobernador de Cambiemos en La Pampa encendió las luces de alerta en la Casa Rosada. El temor es que la disputa entre los socios en las provincias afecte la imagen del presidente Mauricio Macri .

La mayor preocupación del oficialismo es Córdoba: dentro de un mes se celebrarán allí elecciones internas y nadie asegura el triunfo del candidato del Gobierno y de la mesa nacional de Cambiemos, Mario Negri .

La disputa de Cambiemos por la gobernación de esa provincia estratégica se convirtió en un dolor de cabeza para la Casa Rosada. Encuestas en mano , la mesa nacional decidió apostar por la fórmula que integran Negri y el macrista Héctor Baldassi; así se lo hizo saber, el viernes pasado y por teleconferencia, a su rival Ramón Mestre, a quien se le instó a que baje su candidatura en pos de llegar a un acuerdo. El intendente cordobés, que es radical, les respondió que no solo no declinaría su postulación, sino que además competirá con una fórmula radical pura con Carlos Briner como candidato a vicegobernador.

¿Cómo afectará al Gobierno un eventual triunfo de Mestre, jugado a todo o nada a rebelarse contra los designios de la mesa nacional de Cambiemos? El intendente cordobés dice que se tiene fe y se ufana de contar con el apoyo del aparato de su partido. La situación desvela a la Casa Rosada; temen que Juan Schiaretti, que apuesta a su reelección como gobernador de Córdoba, se inmiscuya en la disputa ajena con votos peronistas en favor de Mestre. Según las encuestas que maneja el Gobierno, Negri figura mejor que Mestre, por lo que al gobernador peronista no le resultaría indistinto el resultado de la compulsa radical.

Lo cierto es que el antecedente de la derrota macrista en La Pampa y la sangrienta pelea interna que se avecina en Córdoba confirman a los estrategos de Cambiemos la necesidad de agotar los esfuerzos en pos de lograr acuerdos de unidad en la mayor cantidad posible de provincias. En eso están.

"En el 95 por ciento de los distritos estamos cerrando acuerdos con el radicalismo", exalta el senador Humberto Schiavoni, uno de los armadores de Pro. En ese lote figuran Neuquén, Misiones, Chubut, Río Negro, Santa Cruz, San Luis y San Juan; también están encaminados en Entre Ríos y La Rioja. En la gran mayoría de estas provincias los candidatos a gobernador serán radicales.

El problema aún no está del todo resuelto en las provincias más populosas, como Santa Fe y Mendoza. En esta última, comandada por el gobernador y jefe de la UCR Alfredo Cornejo, no se descarta una disputa interna entre su candidato a sucederlo, el intendente de Mendoza, Rodolfo Suárez, y el macrista Omar De Marchi, intendente de Luján de Cuyo. Cornejo decidió desdoblar las elecciones provinciales, decisión que generó recelo en la Casa Rosada. "Está todo bien con Alfredo, él está trabajando para la unidad en todo el país. Veremos si hay interna en Mendoza, falta mucho", relativizan en el comando nacional de Cambiemos.

En Santa Fe, la situación interna tampoco está totalmente resuelta. Allí, los contendientes a disputar la gobernación son el radical José Corral y el legislador de Pro Federico Angelini. "En Santa Fe, como en Mendoza, rigen las PASO, por lo tanto si no se llega a un acuerdo entre los socios, se competirá. No sería tan grave", minimizan en Cambiemos.

Más allá de las intenciones de unos y de otros por arribar a consensos internos, lo cierto es que la relación entre Pro y la UCR tiene por delante serios dilemas a resolver. Por caso, ¿la UCR se atreverá a presentar un candidato propio que compita con Macri en las primarias nacionales de agosto? Esto provocaría un serio malestar en la Casa Rosada: los adláteres del Presidente insisten en que el único postulante posible es el Presidente. Lo mismo dicen cuando desde el radicalismo le insinúan que el candidato a vicepresidente debería surgir del centenario partido.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.