Ventajas y desventajas del mercado inmobiliario argentino y uruguayo

Qué tener en cuenta a la hora de definir en qué país comprar una propiedad
Qué tener en cuenta a la hora de definir en qué país comprar una propiedad
Leandro Murciego
(0)
16 de noviembre de 2019  

A favor

La Argentina. La principal fortaleza del mercado argentino es su gran masa crítica tanto desde el punto de vista e la oferta como por parte de la cantidad de potenciales compradores. Otra de las ventajas es, según los especialistas, la rotación. "En momentos normales, cuando el mercado argentino se encuentra funcionando sin mayores inconvenientes, la venta de un inmueble residencial suele realizarse en un plazo que promedia los 90 días", explica Alejandra Covello, titular de la firma Covello Propiedades.

Sin embargo, el presente económico generó algunos cambios fundamentalmente en los valores de venta. De hecho, un informe de Zonaprop estableció que los mismos cayeron en el 90 por ciento de los barrios porteños. En números, revela una caída acumulada del 1,6 por ciento desde marzo último, situación que resulta atractiva para los inversores. "En la Argentina para adquirir un departamento de dos ambientes de 50 metros cuadrados se requiere un monto que oscila entre los US$60.000 y los US$200.000, dependiendo tanto de las ubicaciones como de las calidades constructivas", dice Covello.

Uruguay. La estabilidad jurídica e institucional es uno de los grandes puntos a favor que tiene el mercado uruguayo. "La estabilidad del país vecino encuentra su base en una democracia sólida con partidos políticos fuertes que rotan el poder pero que mantienen políticas de estado. Esto redunda en reglas claras y en seguridad jurídica, que es el fundamento incuestionable para que cualquier economía pueda albergar mercados estables y rentables", comenta Gustavo Pereira, socio fundador de Amarras Inmobiliaria. Otro dato no menor, es el crecimiento ininterrumpido que presenta la economía desde 2005 y la renta de los alquileres que se mantiene entre 3,8 y 5,5 por ciento anual. Por otra parte, la capitalización de las unidades de pozo promedian el 10% y el 40% del total de las operaciones de inmuebles la realizan compradores extranjeros. "En resumen, invertir en Uruguay es seguro, fácil y rentable. Ofrece certidumbre y retorno en dólares", dice Pereira.

Uruguay propone seguridad jurídica e institucional
Uruguay propone seguridad jurídica e institucional

En contra

La Argentina. El mercado local no resulta muy atractivo para los extranjeros: las regulaciones y los impuestos suelen ser mucho más onerosos para ellos. Además, la crisis generó una caída en la rentabilidad de los alquileres: hoy ronda el 2,9%. Otro punto desfavorable es la falta de acceso a los créditos hipotecarios.

Uruguay. Para comprar un inmueble de 50 metros cuadrados y de un dormitorio en el país vecino es preciso contar como mínimo con US$90.000. Aunque hay propiedades de esas dimensiones que trepan hasta los US$210.000. Pero a la hora de analizar la oferta el 60% de las viviendas en venta promedian los US$120.000. Además, el tiempo de rotación promedio es más extenso que en Buenos Aires: en Montevideo, 4 meses y en Punta del Este, ocho.

Check-list

La Argentina. Este es un buen momento para invertir en ladrillos. La caída de los precios fruto del amesetamiento del mercado fortalece la postura del comprador con dólares en su poder. Los inversores deben tener en cuenta que en el país se necesitan 34,6 años de alquiler para recuperar la inversión, es decir, un 22% más que hace un año atrás. Con la renta en su mínimo histórico, los alquileres registraron un incremento del 26,1% en lo que va del año, cifra que se ubica por debajo de la inflación que sobrepasa el 38%. Porcentajes que determinan una baja real del precio de más de 10 puntos porcentuales. Mientras que, las cuotas de los créditos UVA registran una suba del 38,2% en 2019, según ZonaProp,

Uruguay. Este país ofrece exenciones impositivas por diez años tanto a los desarrolladores locales como a los extranjeros. La exigencia es que levanten emprendimientos ubicados en zonas en las que compra la clase media en Montevideo, Maldonado y Punta del Este. El mismo beneficio vale para quienes inviertan en hotelería y condohoteles. Es muy fácil invertir en Uruguay. La operativa es rápida y segura, hay libre ingreso y egreso de capitales En cuanto a la documentación exigida, el argentino sólo debe contar con su DNI. Los pisos más rentables son los monoambientes que en pozo se compran con U$S30.000 al contado y el resto en 24 cuotas fijas de entre US$2500 y US$3000.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.