Le dan una ayuda estatal a Christian Fritz, el único argentino con síndrome de Proteus