Guillermo Vilas ya tiene su estatua en Costanera Sur

Fue inaugurada hoy en "El Paseo de la Gloria", junto a la de Emanuel Ginóbili; habrá homenajes para Messi, Maradona, Aymar y Fangio, entre otros
(0)
18 de septiembre de 2014  • 16:30

El gobierno porteño presentó hoy la segunda estatua del "Paseo de la Gloria", un espacio de la Costanera Sur destinado a prestar homenajes a las grandes figuras del deporte nacional. Esta vez le tocó al mejor tenista de la historia argentina, Guillermo Vilas, cuya silueta ya acompaña a la de Emanuel Ginóbili, inaugurada el mes pasado.

El acto de hoy fue comandado por el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, quien definió a Vilas como "uno de los verdaderos grandes del deporte de nuestro país".

"Guillermo representó ese concepto de que las cosas se consiguen con esfuerzo personal, que los triunfos no vienen de casualidad y que al talento hay que agregarle dedicación", señaló Macri durante el acto.

El "Paseo de la Gloria", creado como preludio de los Juegos Olímpicos de la Juventud 2018 que tendrá a Buenos Aires como sede, rinde homenaje a los personajes más destacados del deporte argentino. Desde el gobierno de la ciudad aseguran que pronto estarán listas las estatuas de Gabriela Sabatini, Roberto de Vicenzo, Luciana Aymar, Lionel Messi, Pascual Pérez, Hugo Porta, Diego Maradona y Juan Manuel Fangio.

Macri recordó la gran perfomance de Vilas en épocas en que abundaban "muchos jugadores talentosos" y apuntó especialmente a la final de Flushing Meadows 1977 que en cinco sets le ganó al estadounidense Jimmy Connors. "Fue un momento increíble y Connors se fue sin saludarlo", señaló.

"Guillermo tiene el reconocimiento que merece porque revolucionó el deporte argentino. En 1977 fue una máquina de ganar, los argentinos teníamos el pecho inflado y detrás de su éxito vinieron otros grandes jugadores argentinos", puntualizó.

La escultura

El autor de las esculturas, realizadas en resina poliéster y fibra de vidrio reforzada, con un exterior patinado en pinturas, tintas y óleos que imitan el bronce y protegido con una laca náutica de alta resistencia, especial para la intemperie, se llama Carlos Benavídez.

Por su parte, Vilas, quien fue declarado Ciudadano Ilustre en 2006, dijo que su vida pasa y seguirá pasando "siempre por el tenis" y señaló que "la escultura es igual a como yo me veo porque da esa sensación del momento en que jugaba".

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.