Se inaugura mañana el viaducto del tren Mitre, el primero de los tres en obra

Las formaciones circularon sin pasajeros para probar las vías
Las formaciones circularon sin pasajeros para probar las vías Crédito: Emiliano Lasalvia
A las 11, quedará habilitado el servicio entre Tigre y Retiro por la nueva traza en altura; reducirá tiempos de viaje
Mauricio Giambartolomei
(0)
9 de mayo de 2019  

La formación toca bocina al ingresar a la nueva estación Belgrano C, en Barrancas de Belgrano, a pesar de que nadie espera en los andenes. El tren lleva pocos pasajeros, solo aquellas personas ligadas a las últimas pruebas técnicas que faltan realizar para poner a punto el viaducto de la línea Mitre, que ya tiene fecha de inauguración después de casi dos meses de obras.

Desde mañana a las 11 el servicio que une las terminales de Retiro y Tigre volverá a circular con normalidad con la incorporación de una estructura área de cuatro kilómetros entre Palermo y Núñez que permitirá eliminar ocho barreras y abrir cuatro calles hasta hace poco bloqueadas por las vías. Las formaciones se detendrán en todas las estaciones salvo en Lisandro de la Torre, cuya construcción en altura está avanzada, pero demandará algunos meses más.

Así se ve el nuevo viaducto del tren Mitre desde el drone de LA NACION

01:19
Video

Será el primero de los viaductos ferroviarios en ser inaugurados en la ciudad de Buenos Aires. El San Martín ya tiene fecha probable de presentación prevista para el 30 de junio, mientras se espera que la primera etapa de la obra del Belgrano Sur esté finalizada entre septiembre y octubre con la elevación de las vías y la nueva estación Sáenz.

La confirmación de que la inauguración del viaducto Mitre será mañana llegó mediante una transmisión en vivo por Facebook que realizó el gobierno porteño desde una reunión abierta de gabinete en la estación Belgrano C. " A partir del viernes el tren viajará desde Tigre, parará en Belgrano C y continuará hacia a Retiro. No podrá detenerse en la estación Lisandro de la Torre, que estará finalizada en tres meses", dijo el ministro de Desarrollo Urbano y Transporte de la ciudad, Franco Moccia.

Desde el 2 de febrero, el ramal solo presta un servicio reducido entre las estaciones Tigre y Rivadavia, para permitir la culminación de la obra. Los pasajeros pueden combinar con colectivos gratuitos para llegar a Retiro.

La nueva traza elevada se extiende entre las avenidas Dorrego y Congreso. En su trayecto se suprimieron las barreras de las calles Monroe, Blanco Encalada, Olazábal, Mendoza, Juramento y Olleros, mientras que las de La Pampa y Sucre se eliminarán en los próximos días. Además se habilitó un cruce en Roosevelt, al que se sumarán otros en Echeverría, Virrey del Pino y José Hernández, lo que favorecerá aún más la movilidad.

La nueva estación Belgrano C, que posee un andén de 210 metros bajo un techo montado sobre una estructura semicircular, era ayer al mediodía el centro de operaciones de técnicos, maquinistas e instructores que se encargaban de poner en condiciones los últimos detalles. En el hall principal también había un intenso movimiento de personal de ceremonial de Presidencia de la Nación y de seguridad, ya que mañana en la inauguración se espera la presencia del presidente Mauricio Macri.

Las formaciones utilizadas para las marchas blancas, como se denominan las pruebas sin pasajeros, salían desde Tigre para cubrir todo el trayecto hasta Retiro, con especial atención en los cuatro kilómetros del viaducto. En ese tramo se testeaban varios elementos de seguridad con una precisión milimétrica.

"Se prueban las vías, la señalética y vamos alternando la velocidad a medida que nos encontramos con las señales. Estas marchas blancas también les sirven a los conductores para adecuarse a la nueva estructura", explicó Matías Brena, instructor de conducción a cargo de la formación que ayer era utilizada para las pruebas.

Durante el recorrido, del que participó LA NACION, se pudo comprobar la diferencia de circulación entre los viejos tramos de vía y el viaducto construido en forma conjunta entre la Ciudad, a través de Desarrollo Urbano y Transporte, y la Nación. Según estimaciones oficiales, con la obra se beneficiarán unos 100.000 pasajeros diarios del Mitre, pero también aquellos que se trasladan en autos particulares y otros medios de transporte público.

El presupuesto inicial destinado por el Ministerio de Transporte de la Nación había sido de $2050 millones para terminar con un proyecto que permitirá aumentar la velocidad de los trenes. Este cambio posibilitará reducir los tiempos de viaje, ya que hoy las formaciones circulan a 60 km/h y con el viaducto podrán hacerlo a entre 90 y 120 km/h.

Debajo de la estructura de hormigón se podrán instalar comercios de diferentes rubros; la licitación de esos espacios ya está en marcha. Se trata de una superficie de 55.000 m2 que están bajo la órbita de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), el organismo encargado del proceso de adjudicación.

Mayor y mejor movilidad

  • 12 cruces sin barreras: El nuevo viaducto Mitre posibilitó la eliminación de ocho barreras, muchas de ellas de gran congestión, y la apertura de cuatro calles interrumpidas por las vías.
  • 4 kilómetros: La nueva estructura en altura tiene una extensión de cuatro kilómetros entre las avenidas Dorrego y Congreso. Atravesará los barrios de Palermo, Belgrano y Núñez. El servicio del Mitre a Tigre fue reducido en febrero pasado entre las estaciones Rivadavia y Tigre para culminar los trabajos.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.