Vuelven a internar a Stephen Hawking por neumonía

Controversia por el trato de su esposa
(0)
26 de febrero de 2004  

LONDRES (Diario ABC).- El reingreso en el hospital del profesor Stephen Hawking , aquejado de neumonía, reabrió la polémica sobre el estado de salud del famoso científico, presuntamente agravado por malos tratos de su esposa, que él niega, pero que la policía sigue investigando.

Hawking, de 62 años, fue trasladado a un hospital especializado en corazón y pulmones, en Cambridge, donde reside, después de ser atendido en el centro de urgencias al que acude con frecuencia.

Considerado el heredero intelectual de Albert Einstein, el científico sufre desde los 21 años una enfermedad neurodegenerativa denominada esclerosis lateral amiotrófica, que lo obliga a permanecer en una silla de ruedas y únicamente le permite comunicarse con el movimiento de un dedo sobre la computadora, a razón de seis palabras cada diez minutos.

El ingreso de Stephen Hawking guarda relación con su enfermedad, pero el hecho de que en los últimos meses haya padecido varias crisis de salud podría tener que ver con malos tratos supuestamente infringidos por su segunda esposa, Elaine, de 53 años, que diez enfermeras y cuidadores han denunciado a la policía.

De hecho, Hawking se ha presentado varias veces en urgencias con heridas en los labios, una muñeca rota, un fémur fracturado y un corte en la cara, algo considerado anormal en alguien que siempre es trasladado en sillas de ruedas y se supone que con especial cuidado.

La lista de maltratos incluye testimonios que indican que Elaine le retiró durante un tiempo el "ratón" de la computadora para que no pudiera comunicarse y que Hawking fue dejado en una ocasión a pleno sol, lo que le provocó quemaduras.

La policía confirmó anteayer que sigue su investigación y admitió que aún no ha podido entrevistar al científico, a pesar de que éste finalmente ha accedido a hablar con los agentes por más que insiste en su buena relación con Elaine, su enfermera durante diez años y con la que se casó en 1990.

Los denunciantes han reclamado que en la entrevista no esté presente Elaine, habitualmente intérprete de los deseos de su marido. La primera esposa de Hawking, Jane, y los tres hijos que ambos tuvieron insisten en que su padre debe contar la verdad a la policía.

Según las acusaciones, la señora Hawking maltrata física y psíquicamente a su marido, que en Cambridge ocupa la cátedra que correspondió a Newton. Sin embargo, algunos amigos del matrimonio consideran que estas acusaciones son difíciles de creer, ya que atestiguan que Elaine cuida bien a su marido.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.