Eurocopa. Alemania derriba uno de los últimos obstáculos que se le resistía: Italia