Mick Schumacher firmó su primera victoria en la F.2 en un circuito en el que su padre hizo historia

Mick Schumacher festeja en Budapest su primer triunfo en la Fórmula 2
Mick Schumacher festeja en Budapest su primer triunfo en la Fórmula 2 Fuente: LA NACION - Crédito: DPA
(0)
5 de agosto de 2019  • 07:00

El circuito de Hungaroring no resulta indiferente al apellido Schumacher. Michael hizo historia en 2001 al ganar el Gran Premio de Hungría y sellar su cuarto título en la Fórmula 1, el segundo en Ferrari; también en 1998 escribió un episodio fantástico al imponerse a los McLaren de Mika Hakkinen y David Coulthard, tras la estrategia de tres paradas que diseñó el ingeniero Ross Brawn. Ahora es el turno de su hijo Mick , que en ese trazado y con el equipo Prema Racing obtuvo su primer éxito en la Fórmula 2 FIA. Un triunfo que empuja al hijo del siete veces campeón de la F.1, cuya salud es un misterio, desde el accidente de 2013 en los Alpes franceses.

Buzo rojo y blanco, el escalón más alto del podio y la presencia de Corinna, su madre, junto a los integrantes del equipo junior de Ferrari, señales que alimentan que en el futuro Mick desande los pasos de su padre en la Scuderia. Con la victoria, el joven, de 20 años, rompió la racha negativa y las malas experiencias del inicio de la temporada en la F.2. La pole heredada por la grilla invertida, después del resultado de la carrera del sábado, no fue desaprovechada por el alemán, que soportó durante 28 vueltas los ataques del japonés Nobuharu Matsushita, del equipo Carlin.

Corinna, la esposa de Michael, acompañó y disfrutó de la victoria de su hijo Mick en Hungaroring
Corinna, la esposa de Michael, acompañó y disfrutó de la victoria de su hijo Mick en Hungaroring Fuente: AFP - Crédito: AFP

El paddock ahora espera si esta victoria en la F.2 tendrá el mismo efecto de aquel primer éxito que escribió en la F.3 Europea en 2018. Desde que se quitó la mochila de ese triunfo, explotó con poles y encadenó primeros puestos que lo terminaron consagrando campeón.

Una semana atrás, Mick giró en la Ferrari F2004 en el circuito de Hockenheim, el auto con el que su padre obtuvo la séptima corona de F.1 y ganó en 13 Grandes Premios de aquella temporada. "Por supuesto fueron muchas emociones, sería una mentira decir que no fue así. Espero que haya sido divertido para la gente, traté de sentirlo pero también traté de sentir cómo funcionaba el auto y de tener un panorama de cómo se comportaba. Cada vez es una emoción diferente. Ahora estamos diez años adelante y fue interesante ver cómo cambiaron las cosas, los autos", reflexionó ante las cámaras después de su experiencia.

Esa vuelta fue seguida atentamente por su padre Michael, según informó Jean Todt, exjefe de Schumi en la Scuderia y actual presidente de la FIA, que observó con el germano la carrera que ganó Max Verstappen en el descontrolado y caótico Gran Premio de Alemania. "Vimos la carrera juntos. Michael está en las mejores manos, bien cuidado en su casa: No se rinde y sigue luchando", señaló Todt. "Nuestra amistad no puede ser la misma que fue antes, más que nada porque no hay ya la misma comunicación que había antes. Pero él continúa luchando y su familia lucha de la misma manera", agregó el francés.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.